Se conoció un caso muy similar a los horrores que mostró un exitoso (y escalofriante) film de Hollywood: una pareja creyó haber adoptado a una niña de seis años, pero se trataba de una mujer adulta que al poco tiempo intentó matarlos

La Huérfana(Orphan, 2009), una de las películas más aterradoras de los últimos tiempos se volvió realidad. En 2010, Kristine y Michael Barnett adoptaron a una niña supuestamente ucraniana con la intención de ofrecerle una vida plena en su casa de Lafayette, Estados Unidos. Dado que gran parte de la historia de la pequeña llamada Natalie Grace no estaba en ningún registro, la familia acudió a un médico para que determinara su edad. El especialista no notó nada extraño y estimó que no superaba los 6 años de vida.

Las cosas marchaban con normalidad, pero la niña empezó a tener una conducta siniestra cuando se instaló en su nuevo hogar y compartió el día a día con los tres hijos biológicos de los Barnett.

“Pintó dibujos en los que decía que quería matar a los miembros de la familia, envolverlos en una sábana y ponerlos en el jardín. Se quedaba de pie junto a nosotros mientras dormíamos, tuvimos que esconder todos los objetos punzantes. La vi poner químicos en mi café y cuando le pregunté por qué me respondió: 'Intento envenenarte’”, reveló Kristine.

La familia empezó a comprender que esas actitudes no eran propias de ninguna niña y acudió a la Justicia en búsqueda de respuestas. En 2012, la pequeña fue tratada por especialistas y pronto el Tribunal Superior del Condado de Marion en Indianápolis dictaminó gracias a evidencia médica que la aparente niña era en realidad una mujer de 22 años. Asimismo confirmó que las pericias psicológicas demostraban las tendencias psicópatas de Natalie, y un dato aún más inesperado: no era de Ucrania.

Según informó Daily Mail TV, los Barnett decidieron mudarse a Canadá y desprenderse de Natalie. Como consecuencia, la joven realizó una denuncia a la policía que terminó con Kristine y Michael arrestados por abandono infantil en 2013. La mujer tuvo que pagar US$5000 de fianza, mientras que el hombre logró salir de inmediato. La joven impostora todavía es buscada por la policía. Y la pregunta es si volverá a poner en práctica la misma estrategia para ser adoptada.

El caso que inspiró el film

Hace una década, La Huérfana se convirtió en uno de los films más celebrados por los fanáticos del horror. Lo que pocos conocen es que la historia de Esther (Isabelle Fuhrman), quien padecía hipopituitarismo, está inspirada en el caso de Barbora Skrlová. Esta mujer de 33 años, nacida en República Checa, padecía un problema de crecimiento y aparentaba tener 13 años.

En su adolescencia, Skrlová ingresó en un psiquiátrico y su fuga sigue siendo un misterio. Décadas más tarde, ella mintió sobre su edad y logró que las hermanas Klara y Katherina Mauerová, dos mujeres con problemas neurológicos, le abrieran las puertas de su casa para vivir junto a sus hijos en Kuřim, un pueblo checo.

Integrada a su nueva familia, no solo atormentó a sus hermanos sino que incitó a sus madres para que se sumen a El Movimiento Grial. Allí conocieron a El Doctor, un líder que promovía a sus fieles a practicar el canibalismo, la promiscuidad sexual y el incesto.

Según se reveló, en el sótano de las Mauerová, esta secta religiosa diseñó jaulas en las que introdujeron a menores desnudos a quienes mataba de hambre para luego engordarlos abruptamente, cortarles trozos de piel y comérselos. Un terror que parecía que llegaría su final cuando un vecino interfirió casualmente el equipo de vigilancia con el que las Mauerová controlaban a los niños encerrados en su sótano y contactó a las autoridades.

Pero el espanto no se detendría ahí: la policía encontró a los niños en un estado deplorable y a una adolescente que aseguraba llamarse Anicka llorando junto a ellos, quien en realidad era Barbora. Tras una investigación se determinó que las hermanas Mauerová habían sido manipuladas por la joven, quien fue hallada y enviada erróneamente a un centro de menores.

Ella logró escaparse y viajó a Noruega donde empezó desde cero con un cambio radical en su imagen. Allí repetiría su modus operandi: encontró a una nueva familia que logró frenar la mentira cuando los profesores les informaron que inventaba datos de su pasado.

Finalmente fue detenida, y condenada a 5 años de prisión por ser autora intelectual de los abusos a los niños. Apeló y fue puesta en libertad. Se desconoce su paradero.

ADEMÁS:

Descubren consignas nazis en aplicaciones para niños

Florida: arrestaron a una nena por hacer berrinche en una escuela

Aparecen en esta nota:

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: 58849696 - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Edición Nro. 15739

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados