Al tiempo que se acerca la inauguración del Metrobus La Matanza -el sistema de carriles exclusivos para colectivos en la Ruta 3, entre el Kilómetro 29 (límite entre González Catán y Gregorio de Laferrere) y San Justo- crece la inquietud de los comerciantes de la última de las ciudades por el recorrido que tendrán los micros en la ciudad, ya que según el proyecto original de la obra no iban a ingresar a la zona céntrica.

El nuevo paso para la habilitación del Metrobus consistió en la puesta en funcionamiento de 1.100 luminarias led en toda su traza, para brindar una mejor iluminación y mayor seguridad al futuro desplazamiento de las unidades.

En tanto, comerciantes de San Justo expresaron su preocupación porque a partir de la habilitación del Metrobus habrá una reestructuración de los recorridos de los colectivos en San Justo, actualmente modificado por las obras de construcción de los carriles segmentados.

Según trascendió, por la zona céntrica de la ciudad seguirán circulando los ramales de las líneas 242, 298, 624 y 628, mientras que las restantes líneas (entre ellas 96, 620 y 621) seguirán por Ruta 3, avenida Perón y Florencio Varela en su recorrido hacia Ramos Mejía, mientras que en sentido inverso se desplazarán por Varela, Perón, Illia, Santamaría y Ruta 3.

En consecuencia, la circulación se realizará a varias cuadras de la peatonal Arieta, lo cual para los comerciantes traerá consecuencias negativas para su actividad, al tiempo que apuntaron que “también van a ser afectados los que concurren a bancos, clínicas, consultorios y colegios, que de caminar unos pocos metros van a tener que recorrer a pie una distancia mucho mayor”.

En tanto, técnicos del Ministerio de Transporte advirtieron que si las líneas de micros ingresaran al microcentro de San Justo -circulando por Ignacio Arieta/Monseñor Marcón y Almafuerte- perderían en pocas cuadras el tiempo ahorrado en el Metrobus.

Aparecen en esta nota: