Un estudio forense de los tejidos de la zona donde ingresó la bala podría aclarar cuál fue la distancia desde la que le dispararon

Los familiares del niño Facundo Ferreira, quien fuera ejecutado de un balazo en la cabeza por efectivos policiales durante una presunta persecución en la ciudad de San Miguel de Tucumán, denunciaron que el balazo fue efectuado “a menos de cincuenta centímetros de distancia”, abonando la hipótesis de estar frente a un caso de gatillo fácil, a pesar de la negativa de las autoridades, quienes insisten en que se trató de un enfrentamiento armado, en la que los uniformados, que también se desplazaban en motos, actuaron en legítima defensa y es por ello, que resultaron liberados a las pocas horas del hecho.

Según trascendió, los resultados de las pericias, que resultaran claves para esclarecer lo sucedido, se conocerán en los próximos días, en medio de un hermetismo que se instaló a partir de la difusión a nivel nacional que tuvo el hecho, en el que los policías mataron al nene e hirieron a su amigo, un adolescente de 14 años. Romina Ferreira, la madre del niño, mantuvo una reunión con la fiscal Adriana Giannoni, a cargo de la investigación del caso, junto a su abogado Emilio Guagnini, a los efectos de tomar contacto directo con el expediente, en el que se constituyó como querellante y en el que comenzarán a solicitar una serie de medidas, tendientes a establecer la responsabilidad de los homicidas.

“Un estudio forense de los tejidos de la zona donde ingresó la bala podría aclarar cuál fue la distancia desde la que le dispararon. En principio, de acuerdo con la autopsia, la ausencia de ahumamiento en ese sector indicaría que el disparo fue detonado no más de 50 centímetros”, manifestaron los familiares de Facundito. “La autopsia es importante sobre todo para precisar la distancia del disparo que le dio la muerte. Queremos ver ese informe porque va a describir las causas de la muerte. Es muy importante porque Facundo también tenía tiros de balas de goma en la espalda”, afirmó el letrado Emilio Guagnini.

La madre de Facundo Ferreira manifestó que “a mi hijo le dispararon desde muy cerca y por eso le dieron un tiro en la nuca”, al mismo tiempo que sostuvo que “en estos momentos no confío en nadie. La fiscal dijo que los policías actuaron en defensa propia, que hubo un enfrentamiento que se ve en las cámaras”, agregó.

En tal sentido, el abogado defensor adelantó que pedirá que se examinen varias cámaras de seguridad ubicadas en la zona donde se habría producido el supuesto tiroteo entre los policías y varias motos. “Vamos a pedir la visualización de las cámaras de seguridad, no sólo de la Policía, sino de una de Refinor”, indicó Guagnini en referencia a la estación de servicios desde la que habrían salido, según la versión del amigo de Facundo, cuando quedaron en medio del fuego cruzado.

Aparecen en esta nota:

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: 58849696 - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Edición Nro. 15739

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto - Director Comercial: Martín Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados