La justicia tomó esta insólita medida porque el delincuente le sustrajo herramientas a una contagiando de Covid-19 .

Luego de una secuencia de hechos delictivos en Viedma, la Policía detuvo a un ladrón de unos 30 años y la Justicia -el fiscal Guillermo Ortiz- dispuso su liberación porque el propietario de algunos objetos sustraídos tiene coronavirus.

La Justicia tomó esta medida a pesar que el delincuente fue reconocido por las víctimas y se sumaron distintas pruebas en su contra.

Incluso iba a cometer los atracos con un niño que podría ser su hijo, para que el menor pudiera pasar por lugares más estrechos dada su pequeña contextura física.

Según informó el portal de noticias rionegrino "Mejor Informado", luego de reiteradas denuncias en la Comisaría 30 de Viedma comenzó la investigación para ubicar al autor de tres robos a lo largo del último mes.

ADEMÁS:

Berazategui: quisieron robarle, forcejeó con el ladrón y lo mató

De esta forma pudieron detener a un hombre de 30 años, que en compañía de un nene de 10 años, llevaba diversas herramientas robadas recientemente.

Fiscal Guillermo Ortiz -Viedma.jpg
Fiscal Guillermo Ortiz - Viedma (Río Negro)
Fiscal Guillermo Ortiz - Viedma (Río Negro)

El detenido fue señalado por cuatro víctimas en una rueda de reconocimiento y todo estaba dado para que el fiscal Guillermo Ortiz dispusiera de la prisión preventiva.

De todos modos, se solicitó la liberación tras haber sido informado que una las herramientas sustraídas en el último asalto pertenecían a una persona que se encuentra infectada de coronavirus.

El accionar de la Justicia rionegrina generó indignación entre las víctimas y los vecinos de la zona.

Aparecen en esta nota:

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: RL-2018-58849696 - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Edición Nro. 15739

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados