martes 17.01.2017 - Actualizado hace
Fútbol
03 | 01 | 2017
Imprimir
Agrandar
Reducir

Lollo, Larrondo y Casco no tuvieron mucho descanso en el parate

Leonardo Peluso
0
Comentarios
Por Leonardo Peluso


El Muñeco les dejó un plan de trabajo junto a su equipo de trabajo y por eso los jugadores averiados no tuvieron muchas vacaciones. Casco es el que mejor llega, en tanto que Lollo y Larrondo van a empezar a trotar.

Lollo, Larrondo y Casco no tuvieron mucho descanso en el parate
Foto:

El Muñeco Gallardo no tiene muchas cuentas pendientes, pero las que le quedaron, son un motor para meterle presión al trabajo. Por eso la espina de lo qué pasó con Lollo y Larrondo se la quiere sacar este semestre y por eso les dejó a los dos un plan de trabajo especial porque los quiere trotando en la pretemporada. En ese grupo está Casco que cuando le estaba dando la derecha con los rendimientos se lesionó y lo dejó con el sabor agridulce de las cosas que le quedan a mitad de camino. Lo cierto es que esta pretemporada ya empezó para los dos refuerzos que más ruido hicieron en el anterior mercado de pases, Lollo y Larrondo, y para Casco qué pasó por las mismas dudas cuando llegó hace una temporada y media.

Los tres están en pleno proceso de recuperación y el que más cerca está de volver a tocar la pelota es Casco. El lateral ya pasó la etapa de pileta y kinesiología y lo van a evaluar Men el retorno al trabajo para que pueda ya hacer trabajos de campo. "Cuando juguemos el primer partido, estará para ser titular", le confiaron a este diario desde el equipo de trabajo del Muñeco. Casco tuvo una rotura parcial del tendón de Aquiles pero tuvo una muy buena regeneración de la zona operada y por eso dio pasos gigantes en las vacaciones que no tuvo.

Lollo y Larrondo en tanto pasan por etapas parecidas más allá de las intervenciones diferentes. Los dos ya no tienen la zona inmovilizada, atravesaron los periodos de espera sino problemas y la idea es que puedan pasar a la etapa de pileta y de trote liviano durante toda la pretemporada. Para ellos habrá un plan de trabajo especial pues hace poco menos de dos meses que pasaron por el quirófano y van a estar para jugar no antes de un par de meses más.

Estos dos jugadores son claves para el DT. Necesita una alternativa para Mina y quiere darse el gusto de armar la defensa que tuvo en su cabeza como Lollo y Maidana que son para Gallardo los mejores centrales de gran parte del continente. Fue su gran apuesta incluso al aceptar que llegue sabiendo que podía volver a operarse y no va a dejar que las circunstancias le demuestren que se equivocó. Mientras que lo de Larrondo es algo que tiene un poco más de tiempo para esperar pero sí lo necesita en zona de juego para que a mediados de año cuando pueda irse a Alario, ya tenga listo al delantero para potenciar el ataque del Millo y que no se extrañe la posible ausencia.

El uno por uno 

Luciano Lollo aún no pudo debutar en el Millonario apenas si fue al banco un partido, ante Talleres, en la segunda fecha del torneo y jugó un amistoso ante Tigre en la previa. Siguió con dolores y debieron operarlo de nuevo del quinto metatarsiano que no le soldó bien cuando se lesionó el 3 de marzo del año pasado en un partido ante Boca por la Libertadores. Su regreso el 25 de mayo por Copa Argentina, confirmó que la recuperación no había sido buena. En todo el 2016, Lollo, jugó apenas 6 partidos y 414 minutos.

Marcelo Larrondo también llegó al Millo en recuperación de una operación de rodilla por una rotura de meniscos que sufrió mediados de marzo del año pasado en un partido ante Patronato. La primera parte de la recuperación fue buena, pero luego se complicó y tuvieron que llevarlo al quirófano de nuevo.. Su planilla de partidos en el año dan la cuenta de 7 en Central con 548 minutos, mientras que en River suma sólo 6 juegos con apenas 131 minutos. No juega 90 minutos desde el 13 de marzo pasado.

Milton Casco es el que mejor está ya que el problema de distensión en el tendón de Aquiles no fue tan grave. Luego de un primer semestre con mucha presencia y sin lesiones, el lateral arrancó agosto con una baja por tema musculares ante Talleres y luego frente a Arsenal el 31 de octubre se lastimó el tendón y tuvo que parar. Había sumado hasta ese momento 13 partidos con 1092 minutos en cancha. Casco es la primera vez en su carrera qué pasa tanto tiempo sin jugar por una lesión.

      Embed

Comentarios Facebook