Después de las polémicas declaraciones de una exponente en la Comisión del Congreso, POPULAR habló con representantes de la Villa 31 que apoyan la ley de interrupción voluntaria del embarazo.

Durante las primeras jornadas del debate sobre la ley del régimen de interrupción voluntaria del embarazo tomaron la palabra diferentes personas. Laura Fernández fue una de ellas y lanzó varias frases polémicas en contra del proyecto que, rápidamente, generaron controversias.

Si bien fue presentada por el diputado nacional Daniel Lipovetzky como "referente social" de la Villa 31, no hubo una especificación sobre la organización a la cual pertenece. Allí, entre otras cosas, Fernández dijo: "Son unas unas trolas las que abortan. Se fueron a garchar y no pensaron cuando el hijo iba a venir por un momento de calentura". Rápidamente, su discurso levantó controversias entre otras referentes sociales de los barrios que no están cercana a su postura.

POPULAR habló con algunas representantes de asociaciones que trabajan y viven en la Villa 31 quienes apoyan la ley de interrupción voluntaria.

Gisela tiene 30 años. Nació, se crió, vive y trabaja en el barrio. En el sector YPF, estudia en el Dorita Acosta y es maestra comunitaria. "Para mi (el aborto) es algo que siempre existió y nunca se ha hablado", dice.

Empezó a tener información sobre educación sexual por talleres, por charlas con sus compañeras y amigas. "Es un derecho decidir sobre el cuerpo. Tiene que ser nuestra decisión", explica y agrega: "La realidad es que no todas las mujeres de la villa 31 creen que el aborto está mal. Es algo personal".

LEA MÁS:

Durante las exposiciones del jueves 12 en las comisiones de Diputados se conocieron varias historias sobre abortos realizados. De hecho, uno de los principales problemas que se materializa a la hora de la realización de estas intervenciones refiere a las deplorables condiciones en las que se llevan a cabo estas prácticas. Se escucharon vivencias dolorosas de intervenciones clandestinas forzadas por sus padres o parejas.

Sobre este punto, al escuchar los crudos relatos, Gisela indicó: "Es muy probable que estas chicas hayan tenido que recurrir a una clínica clandestina. Si hubieran tenido ley de educación sexual, esto hubiera sido diferente porque hubieran estado protegidas".

Vuelven a presentar proyecto para legalización del aborto
dDiputadas de distintas fuerzas presentarán hoy en el Congreso el proyecto de despenalización del aborto.
dDiputadas de distintas fuerzas presentarán hoy en el Congreso el proyecto de despenalización del aborto.

"En todos los barrios está pasando. No es solo en la Villa 31", dice Eva Gutierrez. Pertenece al Polo Obrero, trabajó en diversos hospitales y vive en un barrio de Hurlingham. En un momento de su vida estuvo en contra de la despenalización del aborto. "Estuve en contra. Pero tuve que hacerme uno. Me tocó hacerme uno con muchísimos dolor y, a partir de eso, cambié mi opinión"

Eva quiere hablar en el Congreso de la Nación. Las frases de Laura Fernández en la comisión contra la ley de interrupción del embarazo le tocaron su fibra. "Ella no puede hablar en nombre de todos. Tenemos compañeras empobrecidas y la mayoría no pueden hacérselo porque no tienen los medios. No es obligar a nadie. Las que nos toca hacerlo, por algún motivo, tenemos que ir y callarnos la boca. Y no es así", dice Gutierrez.

El proyecto de ley que se debate en comisión no habla solo de la interrupción. Tiene además un complemento en educación sexual y de prevención. Sobre este tema, Gutiérrez retoma un reclamo histórico: "Tiene que haber educación sexual. No se puede seguir como estamos".

ABORTO MARCHA CONGRESO

Marcela Romero trabaja en un merendero que se llama Arco Iris. Es conocida en la Villa 31 como una de las referentes históricas del barrio. No solo por darle de comer a los pibes. También por su accionar, por juntarse y entregar información. "No todas tenemos las mismas condiciones para hacernos un aborto. No estamos viendo que la sociedad desprestigia a la mujer. Es como que la criminalizan a la mujer".

Romero, además, recuerda que cuando ella era chica "de esto no se hablaba" y si bien ahora está de acuerdo con que el tema se extienda, sostiene que "hay que hablar con información. Con datos". En las ponencias en comisión, varios argumentos partían desde la experiencia personal. Del dolor, del desarraigo, de lo particular. Sin poner en vista lo general.

Sin embargo, ella sostiene que, más allá de estar a favor, cree el que el problema está "en juzgar porque si al otro. Que nadie tiene que juzgar a otro si toma la decisión de abortar o no", pero que si tiene que haber una "responsabilidad del Estado en caso de que una mujer quiera hacerlo".

Aparecen en esta nota:

Te puede interesar:

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: 5346756 - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Edición Nro. 15739

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto - Director Comercial: Martín Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados