La chimentera y la mediática vienen cruzando mensajes en Twitter desde hace años, y en uno de ellos, incluso hablan de tener sexo juntas. Los mensajes cobran repercusión en medio del escándalo por los chats filtrados

Enfrentadas por la filtración de supuestas fotos y chats hot con Diego Latorre, la mediática Natacha Jaitt y la chimentera Yanina Latorre supieron intercambiar picantísimos y amistosos mensajes a través de la red social Twitter.

Uno de los diálogos más recordados (y retuiteados) de la red del pajarito incluso predecía de alguna manera los hechos que saldrían a la luz cinco años más tarde. En octubre de 2012, la morocha escribió: “Si no te gusta el sexo anal… bienvenida al mundo de las cornudas”, a lo que Yanina le contestó: “No me amargues mi vida, por favor”.

Mensajes Natasha y Yanina (1).JPG

El siguiente episodio tuvo lugar algunos meses más tarde, en abril del 2013, cuando Jaitt cambió su "avatar" de Twitter y dejó impresionada a la esposa de “Gambetita”. Encandilada por el estilo atrevido de la mediática, Latorre no dudó en expresar su admiración por este cambio. “Acabo de ver el avatar de Natacha Jaitt: tremendo, mortal, sublime. Cuando me haga torta le doy”, escribió halagando el deseable cuerpo de su “amiga”.

LEA MÁS:

“Yanina Latorre: ya te dije una vez… ¡tenés que probar! Y para que estamos las amigas sinó? ¿eh? OK. Llamáme yegua”, le respondió Jaitt, incitando a su interlocutora a tener una experiencia lésbica.

Muy atento, un seguidor de ambas se animó a arrobar a Diego Latorre y le señaló “Fijate, es tu oportunidad, creo”. Avispado, Latorre, se prendió en la broma: “Sin duda”, escribió.

Mensajes Natasha y Yanina (2)_.JPG

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: RL-2018-58849696 - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Edición Nro. 15739

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados