En un partido lleno de polémicas, el Taladro derrotó 2-0 al elenco rosarino que jugó un buen primer tiempo en el que desperdició un penal.

Banfield fue más ambicioso en el segundo tiempo y terminó sumando su primer éxito en la Liga Profesional al derrotar a Newell's Old Boys en el Florencio Sola por 2-0.

Milton Giménez, que había errado un penal cuando el partido estaba 0-0 en el complemento, marcó los goles del equipo de Julio César Falcioni, a los 43 y 45 minutos de esa etapa final, el primero mediante otro disparo desde los doce pasos.

El equipo rosarino, que sumó su segunda derrota en el campeonato, tuvo su chance en la parte inicial en la que Facundo Sanguinetti le detuvo un penal a Juan Ramírez.

Embed

Newell's mereció más en la primera mitad. Con la conducción de Ever Banega, el elenco rosarino tuvo dominio del balón e hilvanó las principales acciones de peligro frente al arco rival.

La más clara fue un penal cometido por Aarón Quirós, quien sobre los 18 paró un balón con el brazo abierto irresponsablemente. Pero su error fue salvado por Sanguinetti, quien en magnífica acción le rechazó el disparo desde los doce pasos a Juan Ramírez.

Banfield reaccionó un poco después de la excelente tapada de su arquero, pero no tuvo ideas para quebrar la resistencia rojinegra. Llegó a través de alguna pelota aérea pero no inquietó a Lucas Hoyos.

No cambió mucho en el inicio de la parte complementaria, aunque Banfield equilibró un poco el reparto de la pelota.

Sobre los 18 se produjo una situación insólita. Leandro Rey Hilfer, tras ser llamado por el VAR a ver una repetición, sancionó penal para el Taladro, por un agarrón de Ian Glavinovich a Bruno Sepúlveda, de esos de los que hay millones en cada área y jamás se cobran.

La chance la tuvo Milton Giménez, pero el delantero elevó demasiado su remate y la pelota se fue por encima del travesaño.

Enseguida un cabezazo de Gabriel Aranda tras un córner ejecutado por Ignacio Rodríguez fue rechazado con lo justo por Hoyos que hizo gala de grandes reflejos.

Siguió presionando Banfield, pero parecía que no era el día de Giménez: primero se perdió un gol imposible que Hoyos rechazó al córner y, tras ese tiro de esquina, cabeceó a la red un centro de Matías González, pero el VAR anuló la conquista por un offside milimétrico.

Claro que el fútbol siempre da revancha. El delantero desvió un centro de la derecha, la pelota pegó en el brazo abierto de Glavinovich y hubo un tercer penal en la noche. Y el tercero fue el vencido: sobre los 43 Giménez sacó un bombazo recto, la pelota venció las manos de Hoyos y se metió.

Y dos minutos más tarde, el propio Giménez liquidó el pleito con una jugada magistral. Premio para el delantero que nunca se entregó y para el Taladro, que fue más ambicioso en el complemento y se quedo con tres puntos valiosos.

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: Nº: RL-2021-110619619-APN-DNDA#MJ - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - [email protected]

Edición Nro. 15739

 

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados