El Museo Evita, ubicado en el barrio de Palermo, la casa de Carlos Gardel, en el Abasto, y el edificio que guarda la colección del pintor argentino, Quinquela Martin, algunos de los puntos más destacados para conocer este verano, que unen el presente y la memoria

Las casas museo se caracterizan por preservar la historia de personajes que, por una o muchas razones, se convirtieron en referentes de la sociedad. En esa casa nacieron, murieron o pasaron un periodo de sus vidas, en épocas contemporáneas a las que marcaron las del resto del país y el mundo.

El Museo Evita en un ejemplo. En la misma, se puede recorrer la historia de una de las mujeres más importantes de la historia argentina, desde su infancia en Los Toldos hasta el auge de su poder político. Es un caserón de principios del siglo XX ubicado a metros del Jardín Botánico, en la calle Lafinur 2988. Allí funcionó un hogar de tránsito, perteneciente a la Fundación Eva Perón, que albergaba a mujeres y niños en situación de vulnerabilidad.

A través de documentos, objetos originales y modernas técnicas museográficas, la exhibición propone un espacio dinámico que ofrece al visitante una experiencia única para sentir, conocer y comprender la vida, obra y pensamiento de una figura trascendental como Evita. Además, y para terminar el recorrido, en el patio exterior funciona el Museo Evita Restaurant, con platos caseros y originales para todos los gustos.

Tanto turistas nativos como extranjeros se convierten en huéspedes de esta casa y se retiran con la sensación de estar un poco más cerca de Eva Perón, una de las imágenes más icónicas y fascinantes de nuestro país.

Si seguimos con la lista de figuras destacadas de Argentina, Carlos Gardel no puede faltar. La historia inédita de este personaje se encuentra en la casa donde se crió junto a su madre y que, como no podía ser de otra forma, se encuentra ubicada en el sitio más tanguero de la ciudad, el barrio de Abasto.

Luego de funcionar como “La Casa del Tango” en la década de 1980, este edificio fue reconvertido en lo que es actualmente, la Casa Museo Carlos Gardel. Expone la vida del “Zorzal Criollo “y su inseparable camino junto al Tango, género que se convirtió en Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad.

Las inmediaciones del museo están cargadas de indicios sobre el artista, desde el nombre de la estación de Subte de la Línea B, hasta un pasaje bautizado en su honor.

Por último, el Museo Benito Quinquela Martín es inconfundible. Su fachada cargada de colores ubicada en el característico barrio de La Boca y el famoso monumento del pintor argentino con su espátula en mano, lo convierten en una verdadera “joyita” de la ciudad.

Posee obras de arte de artistas argentinos de estilo figurativo que van desde fines del siglo XIX hasta nuestros días.

Además, en el tercer piso se encuentra la Casa-Museo de Quinquela Martín, donde se exhiben objetos personales y sus propias obras, reconocidas por plasmar a los trabajadores del puerto de Buenos Aires, tema que según sus palabras “llevaba muy adentro”.

ADEMÁS:

La Facultad de Filosofía y Letras avaló el uso del lenguaje inclusivo

Realizaron un abrazo en rechazo a despidos de docentes

GenerAcción Solidaria entregan una caja navideña a comedores

Aparecen en esta nota:

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: RL-2018-58849696 - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Edición Nro. 15739

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados