Con el nuevo escenario de emergencia sanitaria que trajo el Coronavirus, se convirtió en novedad la implementación, casi obligatoria, del trabajo remoto tanto en las grandes empresas como las pequeñas y medianas, para contener la pandemia y para asegurar la supervivencia de los negocios y los puestos de trabajo.

Ante la crisis mundial del Coronavirus, el teletrabajo se convirtió en el principal aliado de las empresas. En este contexto, el Cloud Computing es la herramienta por excelencia para minimizar el impacto económico de estos tiempos.

Que la nube es una herramienta clave para la transformación y competitividad de las empresas, que permite mayor agilidad en los negocios y democratiza el acceso seguro a aplicaciones y datos desde cualquier lugar que cuente con conexión a Internet ya no es una novedad. Según especialistas del sector, se espera que para el 2025 el 80% del flujo de trabajo y las cargas críticas de las empresas estén operando en la nube.

Sin embargo, con el nuevo escenario de emergencia sanitaria que trajo el virus Covid-19, lo que sí se convirtió en novedad es la implementación (casi obligatoria) del trabajo remoto tanto en las grandes empresas como las pequeñas y medianas, para contener la pandemia y para asegurar la supervivencia de los negocios y los puestos de trabajo.

“Las empresas que cuentan con una infraestructura en cloud, tienen ventaja para lograr migrar parte del equipo de trabajadores a un modelo remoto, operando de manera ininterrumpida, sin perder la seguridad de sus datos y ahorrando recursos de infraestructura”, explica Cristian Malaspina, creador del servicio de nube local, DataCloud y CEO de la empresa IT, DataWise. Y agrega: “Los sistemas de Cloud Computing permiten realizar tareas de una forma mucho más eficiente y rápida, y son ideales para los negocios modernos que apuntan a mejorar costos e impulsar la dinámica laboral de sus equipos”.

LA NUBE, FIEL ALIADA DEL HOME OFFICE

Accesibilidad y ahorro de costos: con el Cloud Computing ya no es necesario invertir en actualizaciones de software, pagos de licencias o reinstalación de programas ya que en sistemas de nube los upgrades son menos frecuentes y se hace cargo el propio centro de información.

Seguridad: la modalidad de trabajo en casa conlleva mayor atención de parte de los usuarios en cuanto a la seguridad informática debido a que los niveles de protección en entornos domésticos son inferiores a los profesionales. Es indispensable guardar los datos importantes en la nube ya que es más segura que un ordenador y además estos sistemas realizan backups al instante por lo que se reducen drásticamente las posibilidades de pérdida de información. Para las pymes es clave el monitoreo que brindan los especialistas en ciberseguridad las 24 horas para evitar cualquier amenaza y que los empleados puedan seguir con sus funciones principales.

Mayor colaboración y trabajo en equipo: a pesar de que cada empleado este realizando sus tareas en sitios separados, el servicio de nube facilita el trabajo colaborativo, la comunicación y el intercambio de ideas en tiempo real ya que se todos los miembros del equipo pueden acceder a la información en simultaneo. Además, para manejo de equipos remotos, las aplicaciones de mensajería y comunicación permiten ahorrar costos en llamadas y mensajes sin dejar de estar conectados.

Personalización y fácil implementación: el cloud computing permite atender y adaptarse a las necesidades de cada usuario y permite dejar de usar el servicio cuando ya no sea necesario. Por ejemplo, es posible personalizar las aplicaciones y evitar invertir y adquirir software que no corresponde con las necesidades de la empresa.

“En momentos de crisis lo mas importante es la tecnología ya que nos facilita una gran cantidad de procesos. Yo creo que habrá un antes y un después en las PyMES sobre como se piensan en la digitalización”, concluye Cristian Malaspina.

ADEMÁS:

Zoom, la app de moda para hacer videollamadas laborales o entre amigos

Aparecen en esta nota:

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: RL-2018-58849696 - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Edición Nro. 15739

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados