En un nuevo aniversario del Cordobazo, llevado a cabo el 29 y 30 de mayo de 1969, lo recordamos con un video del canal Encuentro y un informe del Conicet

Las dos CGT nacionales decidieron una huelga general para el 30 de Mayo de 1969, porque el dictador Juan Carlos Onganía se negaba a restablecer la negociación colectiva y la actualización salarial, suspendidas en el ´67. En Córdobalo adelantaron un día y adoptaron la modalidad propuesta por Agustín Tosco del Sindicato de Luz y Fuerza, que implicaba el abandono de los lugares de trabajo desde las 10 de la mañana hasta el día siguiente -es decir por 36 horas, en lugar de 24- y la movilización hasta un acto en el local de la CGT de la capital provincial.

Embed

La convergencia con la cuestión estudiantil potenció la movilización obrera. Este sector venía movilizándose para reclamar frente a las intervenciones en las Universidades. Los estudiantes de Corrientes habían sido reprimidos luego de una protesta que culminó con la muerte de uno de ellos y esto a su vez produjo una serie de marchas del silencio que causaron dos muertes más en Rosario. Este antecedente posibilita la concreción de otra iniciativa de Agustín Tosco, la convergencia de un reclamo obrero-estudiantil.

El 29 de mayo de 1969, las columnas que marchaban pacíficamente por la capital de Córdoba fueron detenidas en puntos estratégicos, por parte de la policía provincial y Federal que comenzaron a atacarlos para evitar que lleguen al centro. Esto desembocó en una generalización de la protesta.

Cuando la movilización se generalizó, la policía se vio desbordada y se replegó. Aquí se da otro rasgo distintivo del Cordobazo, que es una violencia que se manifiesta en la destrucción de símbolos que representan el poder político o económico al que repudiaban. Destruyeron grandes concesionarias de autos –la automotriz era una de las principales industrias en Córdoba-, el Casino de suboficiales o el Círculo de oficiales –que representaban al poder militar-.

La movilización generó la reapertura de negociaciones colectivas y un ciclo de protestas en ascenso y comenzó a resquebrajarse la imagen de unidad y orden que mostraba la dictadura de Onganía. También tuvo lugar una crisis de las autoridades en diversos ámbitos, como por ejemplo en las conducciones sindicales.

Onganía no renunció inmediatamente, pero su poder se resquebrajó ante las Fuerzas Armadas que lo sostenían.

Para el primer aniversario del Cordobazo, (la organización guerrillera) Montoneros hace su primera aparición con el secuestro y posterior ejecución de Aramburu. Esto culmina con la renuncia de Onganía. Y un espiral de violencia.

Fuentes: Conicet/ Lic. Mónica Gordillo / Canal Encuentro

Aparecen en esta nota:

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: En trámite - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Edición Nro. 15739

 

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados