El ex secretario de Obras Públicas tendrá enfrente a los mismos jueces que sobreseyeron al ex vicepresidente en la causa por los papeles truchos de un vehículo que compró. Además, acordó con la fiscalía una pena de un año y siete meses de prisión

El ex secretario de Obras Públicas José López será juzgado por el Tribunal Oral Federal por presunto enriquecimiento ilícito, y se trata de los mismos jueces que sobreseyeron a Amado Boudou en la causa por los papeles truchos de un vehículo que compró en 1992. Es que el juez Daniel Rafecas finalmente elevó el expediente ante un Tribunal Oral quedando a cargo del 1, integrado por José Michilini, Gabriel Vega y Adrián Grunberg.

Ahora, el Tribunal juzgará a López y mientras tanto los casi 10 millones de dólares que se le encontraron en su poder quedarán resguardados en el tesoro del Banco Central, así como también de la casa de Dique Luján y otros bienes en la causa que quedan embargadas.

López va a juicio junto a su esposa, María Amalia Díaz, acusado por el delito de enriquecimiento ilícito, mientras que Rafecas también remitió a juicio a la monja María Inés Aparicio y a cuatro empresarios por presunto “encubrimiento”.

José Michilini Gabriel Vega y Adrián Grunberg_result.jpg
<p>Los jueces Jos&eacute; Michilini, Gabriel Vega y Adri&aacute;n Grunberg.</p>

Los jueces José Michilini, Gabriel Vega y Adrián Grunberg.

LOS HECHOS

En la madrugada del 14 de junio de 2016, López fue descubierto ingresando a un convento de General Rodríguez, a raíz del llamado de un vecino al sistema 911, luego de que viera al hombre arrojar bolsos por sobre el enrejado del monasterio. Después se supo que llevaba casi 9 millones de dólares, 150 mil euros y una carabina.

Tras el análisis de los llamados telefónicos se detectó que la noche anterior habían pactado la visita del ex funcionario al lugar, a través de conversaciones de una de las monjas con él y con su esposa.

Previo al juicio, los abogados de López presentaron un peritaje en el que sostenían que el ex secretario de Obras Públicas durante el kirchnerismo era inimputable para ser sometido a juicio oral. No obstante, un estudio de la perito psiquiatra de la Justicia de Mercedes estableció que sí está en condiciones mentales.

LEA MÁS:

UN PACTO CON LA FISCALÍA

López pactó a su vez una condena de un año y siete meses de prisión por la portación ilegal de una carabina durante la famosa madrugada del convento. Su defensa acordó la pena en un juicio abreviado en el cual reconoció la culpabilidad por el delito de portación de arma de uso civil atenuado porque poseía la credencial de tenencia. De todas formas, resta que la jueza correccional de Mercedes Laura Pardini homologue el acuerdo.

La carabina sig sauer calibre 22 la llevaba consigo el ex secretario junto con los bolsos con dinero. Incluso, en un allanamiento realizado en su propiedad de Dique Luján en Tigre horas después se encontró un arma en su interior pero para ella contaba con la documentación correspondiente.