En el Ejecutivo bonaerense le siguen bajando el tono a la disputa por la apertura comercial. Y niegan que se haya pensado en interrumpir el tránsito entre ambas jurisdicciones

El Gobierno bonaerense descartó que se haya pensado aislar a la Ciudad de Buenos Aires para interrumpir el tránsito interjurisdiccional, pero remarcó que habrá "mayor control en el transporte público y en los accesos" para evitar propagación de coronavirus, en medio la presión de los intendentes.

Por segundo día consecutivo, la Provincia eligió bajarle el tono a la disputa con la Ciudad, y el gobernador de Buenos Aires, Axel Kicillof, aseguró que no hay que hablar de "cortocircuitos" ni atribuir las diferencias de criterio a una situación "política o partidaria", porque se "está funcionando bien" en el trabajo coordinado.

"Si autorizás muy poquitas cosas el conurbano y en la Ciudad más, eso genera problemas de circulación. Esa es la preocupación, por el tema del transporte, hay que coordinarlo lo mejor posible", sostuvo el mandatario provincial en declaraciones al canal A24.

Sobre el próximo vencimiento de la fase de la cuarentena, y qué pasará tras el domingo, Kicillof señaló: "Es muy raro pensar en flexibilizar cuando está habiendo un aumento de casos". A la vez, indició que hoy escuchará a los expertos para analizar la situación provincial.

Kicillof debió aclarar que no iba a "blindar" a la Provincia luego de que este lunes por la noche su ministro de Seguridad, Sergio Berni, dejara abierta esa posibilidad.

"No está considerado eso (aislar a la Ciudad). Lo que sí está considerado, y es lo que ha pedido el gobernador Kicillof, es mayor control en el transporte público y en los accesos", sostuvo la ministra de Gobierno, Teresa García, en declaraciones radiales.

ADEMÁS:

Fernández evalúa una nueva prórroga de la cuarentena

Berni criticó al intendente de Zárate: "Cualquier cosa puede pasar"

La ex diputada nacional advirtió que "es innegable es que cada vez hay más gente en la calle y eso genera preocupación".

"Va subiendo el porcentaje de ocupación del transporte público. Si no reforzamos el control en los accesos, difícilmente sabremos si las personas tienen el permiso de circulación por servicio esencial", agregó.

En el medio, los intendentes mantuvieron, con matices, las críticas a las políticas porteñas, ante el temor de que los casos porteños crucen al conurbano. El jefe comunal de Ensenada, Mario Secco, advirtió que en la Ciudad "van a matar a un montón de gente" por tomar esas medidas.

En tanto, el intendente de Merlo, Gustavo Menéndez, consideró que no hay que confrontar con el jefe de Gobierno porteño, y aseguró que "no tiene que haber un dirigente que sea el blanco de las críticas", sino que "hay que trabajar mancomunadamente" en la prevención del Covid-19.

"Creo que más adelante se sabrá si el crecimiento de casos que hubo en la Ciudad de Buenos Aires fue por la flexibilización de la cuarentena o porque están testando más", evaluó Menéndez.

Al respecto, indicó: "No tiene que haber un dirigente que sea el blanco de las críticas. Creo que si algún compañero quiere hacer una crítica debe ser dentro del campo de la colaboración. Me parece que la Argentina necesita de que trabajemos mancomunadamente, después vendrá el tema de la disputa política. Puede haber diferencias conceptuales sobre como solucionar algunos problemas, pero ahora lo mejor es que todos estemos detrás del mismo objetivo".

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: RL-2018-58849696 - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Edición Nro. 15739

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados