El acuerdo incluyó una mejora salarial, una amnistía que deja de lado sanciones administrativas a los agentes activos que participaron de la movida y el reconocimiento de una Mesa de diálogo con facultad de paritaria entre representantes de la fuerza y el Gobierno.

Finalmente los policías llegaron a un acuerdo con el gobierno de Misiones por la situación salarial y levantaron el acampe que mantenían hace 12 días frente al Comando Radioeléctrico de Posadas.

El acuerdo incluyó una mejora salarial, una amnistía que deja de lado sanciones administrativas a los agentes activos que participaron de la movida y el reconocimiento de una Mesa de diálogo con facultad de paritaria entre representantes de la fuerza y el Gobierno.

Anoche, el suboficial Mayor retirado Ramón Amarilla, comunicó que Sandro Martínez, Jefe de la fuerza, los había convocado para hacerles una nueva propuesta salarial, oferta que tuvo el visto bueno y cuya acta fue firmada por los delegados tras la reunión.

Aunque resulta llamativo, en el acta firmada por las partes se acordó un aumento de apenas $15.521 que se agregará al básico de los agentes a partir de junio y se aplicará de manera proporcional a las demás jerarquías, incluidos los cadetes.

La suba llevará el sueldo inicial de un agente de Posadas a $ 520.000.

De todas maneras, funcionarios del gobernador Hugo Passalacqua y los referentes de la policía también acordaron reunirse otra vez en julio para volver a analizar la escala salarial.

El gobierno entendió que la Policía de Misiones y el Servicio Penitenciario Policial somos los garantes de la seguridad en Misiones y tuvimos una reunión positiva con el ministro coordinador y el jefe de la policía de Misiones. Se levanta el acampe”, comunicó Ramón Amarilla, vocero de la policía.

ADEMÁS: Francos, sobre la Ley Bases: "Hemos llegado a una posición con bastante consenso"

Añadió que "todas las medidas se retrotraen al 1 de enero. Nos reconocen como ente para discutir los temas salariales y laborales. Logramos $ 15.521 para la liquidación del mes de junio al básico y seguimos discutiendo para los próximos meses. Nos volvemos a juntar en Julio”.

El conflicto comenzó durante la madrugada del viernes 17 de mayo, cuando cerca de 100 policías se atrincheraron en el cuartel, quemaron gomas en las inmediaciones y encendieron las sirenas despertando a los vecinos. Con el correr de las horas y los días, la tensión escaló.

En un primer momento, fueron cacerolazos y piquetes, pero luego la medida de protesta tomó más fuerza y sumó más adhesión, ya que los docentes y personal sanitario se sumaron a los reclamos, con cortes de rutas y manifestaciones. De hecho, los trabajadores de la salud tomaron la sede del Ministerio.

Una vez que inició el conflicto, el Gobierno nacional conformó un comité de crisis para poder hacer frente a esta situación, mientras que la Provincia advirtió severas sanciones sobre los policías que formaban parte de la medida de fuerza. En ese sentido, el ministro de Gobierno de Misiones, Marcelo Pérez, aseguró que “la sublevación es inadmisible”, por lo que había indicado que los agentes que participaron de las protestas serían pasados a disponibilidad o dados de baja del servicio. Sin embargo, tras varios convenios fallidos, ambas partes acordaron que se daría marcha atrás con las medidas disciplinarias ordenadas.

Aparecen en esta nota:

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: Nº: RL-2021-110619619-APN-DNDA#MJ - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - [email protected]

Edición Nro. 15739

 

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados