Watson y los padres de las víctimas coincidieron en señalar que el trágico incendio ocurrido en el barrio capitalino de Barracas “no fue un accidente”. Descubrieron un mural en memoria de ambos.

Dos bomberos varelenses que fallecieron en el trágico incendio del depósito de la empresa Iron Mountain en 2014 fueron homenajeados en la plazoleta de Solís y Güiraldes con la presencia de familiares, amigos y compañeros de las víctimas.

En el acto, donde estuvo presente el intendente Andrés Watson, se presentó un mural recordando a los servidores públicos Maximiliano Martínez y Sebastián Campos, realizado por el artista local Roberto Brandan.

Tras ello, se llevó a cabo el izamiento de la Bandera con los acordes de Aurora para luego entonar el Himno Nacional Argentino, interpretado por la Orquesta Sinfónica Municipal y la cantante Eliana Sosa. Posteriormente, se colocó una ofrenda floral.

Poco después, sonó un toque de sirena y un hondo silencio invadió el lugar. Aquel sonido ensordecedor traía consigo el más profundo dolor de familiares y amigos recordando a sus seres amados y un sentido reconocimiento por parte de los demás presentes en honor a esos héroes, que habían arriesgado y perdido su vida cumpliendo con su loable labor.

ADEMÁS:

Florencio Varela: destacan la labor de Centros de Desarrollo Infantil

En su alocución, Watson remarcó que “esto no ha sido un accidente, hay una causa que se está llevando adelante y por la cual también nos hacemos eco y nos solidarizamos con el pedido de Justicia de los padres de los Bomberos”.

“Es un orgullo hablar del cuerpo de Bomberos Voluntarios, no sólo de Florencio Varela, sino de todos los distritos y el país, porque sabemos que hay una vocación, una entrega absoluta para resguardar la vida y los bienes de todas las demás personas”, expresó el jefe comunal, que luego agregó “no hay actitud más loable y valorable, ellos son servidores públicos de ley”.

En tanto, Jorge Antonio Campos, papá de Sebastián, uno de los bomberos fallecidos, también manifestó su pedido de Justicia por su hijo que “dejó su vida en lo que la sociedad llama una tragedia”. “Lo de Barracas fue un homicidio”, remarcó. El hombre agradeció el homenaje y concluyó: “Les pido a todos que no los olviden”.

En este mismo sentido, Ricardo Martínez, papá de Maximiliano, dijo: “Voy a seguir hasta las últimas consecuencias para hacer Justicia por mi hijo, por él y por todos los bomberos fallecidos”.

Maximiliano Martínez -oriundo del barrio Gobernador Monteverde- se desempeñó durante cinco años en el cuartel de Bomberos de Florencio Varela. Al momento de su deceso en el incendio ocurrido en un depósito de la empresa Iron Mountain se encontraba trabajando para los Bomberos de la Policía Federal Argentina.

Sebastián Campos había llegado a Varela junto a su familia con tan sólo dos años de edad. El vivía en Villa Argentina y se desempeñaba como Bombero Voluntario en el Cuartel de Vuelta de Rocha.

También estuvieron presentes en el acto, miembros de la Asociación Civil Global, que organizó el homenaje y realizó junto al artista Brandan una vasta investigación sobre el tema a fin de realizar el mural inaugurado hoy.

Aparecen en esta nota:

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: 58849696 - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Edición Nro. 15739

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados