La reacción popular se generó luego de que una mujer que estuvo 10 días sin luz y con un medidor que no funciona, advirtió que no podrá pagar la boleta que recibió, 1.500 por ciento más cara de lo que pagaba habitualmente.

Después de sufrir varios cortes de luz, de que explote el medidor y pasar 10 días sin energía, una vecina de Rafael Calzada recibió una abultadísima boleta de EDESUR, 1.500 por ciento más cara de lo que habitualmente pagaba. Increíblemente, en el tercer bimestre de este año el consumo se había incrementado un 1000 por ciento respecto bimestre anterior.

La mujer, empleada contratada en una escuela de una obra social que vive junto a un hijo, asegura que no cuenta con dinero para pagar los 3.372 pesos que le facturó la empresa.

El 12 de junio, y tras los innumerables reclamos presentados para que le restituyan el servicio, una cuadrilla le hizo una conexión directa sin reemplazar el medidor, situación que la mantiene preocupada ya que desconoce los riesgos a los que está expuesta y hace responsable a la empresa “de lo que pueda pasar”.

factura edesur.jpg

Indignada, Roxana Albarracín, que vive en Illia al 2300, difundió su caso en Facebook, lo que terminó visibilizando un problema que afecta a gran cantidad de usuarios en el distrito, muchos de ellos con boletas que superan los 15 mil pesos.

Al respecto, la ex presidenta y candidata a senadora por Unidad Ciudada, Cristina Kirchner, al visitar ayer un centro de jubilados "Dame tu mano" de Cuartel Noveno, Lomas de Zamora, disparó: "No se puede vivir con terror a la factura de luz y de gas, es inhumano".

Mala atención

El lunes pasado se presentó en la oficina de Edesur de Adrogué: “El empleado que me atendió me trató muy mal y recién cuando se acercó la supervisora tomaron nota del reclamo y dijeron que enviarían un supervisor”.

“Nadie supo decirme qué pasó ni cómo tomaron ese registro de consumo porque el medidor no funciona desde el 12 de junio”, apuntó la mujer a este medio, exhibiendo también la factura de una amigo por 10.762,89 pesos.

edesur medidor.jpg

En Glew, una familia recibió una boleta por 16.800 pesos y Gisell Ojeda aseguró que de pagar 200 pesos pasó a 1.145 pesos. “Alquilo hace 9 meses, vivo con lo necesario, y este mes me llegó 6.840 pesos... No sé como voy a hacer”, expresó Mary al comentar la publicación.

“Que nos cobren lo que nos tienen que cobrar, pero lo que están haciendo es un despropósito”, concluyó Roxana.

Al tope de los reclamos

Según datos de la Dirección de Defensa del Consumidor de Almirante Brown, EDESUR encabeza la lista de reclamos que los usuarios realizan en el municipio por deficiencias y falta de servicio. De un total de 500 presentaciones realizadas en el primer trimestre del año, alrededor del 40% corresponden a la distribuidora eléctrica, motivo por el cual el municipio comenzó a aplicar multas a la empresa.

Recordaron que los damnificados puede presentar sus reclamos en www.almirante brown .gov.ar/defensa-del-consumidor.