viernes 2.12.2016 - Actualizado hace
Salud
26 | 03 | 2016
Imprimir
Agrandar
Reducir

Conocer para vivir mejor: La columna del doctor Facundo Manes

Facundo Manes
0
Comentarios
Por Facundo Manes


El prestigioso neurólogo responde las preguntas de nuestros lectores.

Conocer para vivir mejor: La columna del doctor Facundo Manes
Foto:

Respuestas a nuestros lectores

Antonella

Doctor, gracias por su columna sobre el sueño del domingo pasado. A veces siento que durmiendo menos de 8 horas me siento mejor durante el día: ¿cuándo es normal dormir poco y cuándo es que tenemos un problema?

El insomnio es el trastorno más frecuente del sueño. Se caracteriza por la dificultad para el inicio o el mantenimiento del sueño. Esto produce una disminución en la cantidad, calidad o eficacia del sueño. En general se considera que una persona tiene insomnio cuando tarda más de 30 minutos por noche para empezar a dormir; cuando se despierta en medio de la noche por más de media hora o en forma repetida; y cuando duerme menos de 6 horas y media. Las estadísticas indican que el insomnio afecta entre un 20 y un 40% de la población adulta y que es más frecuente en mujeres y en ancianos.

Maximiliano

¿Cuáles son las causas y las consecuencias que trae el insomnio?

Sobre las causas, digamos que el estrés, la ansiedad y la depresión; algunos medicamentos recetados; la cafeína, el alcohol y la nicotina; condiciones médicas subyacentes, como el Alzheimer, el Parkinson o la diabetes; o los malos hábitos de sueño. Sobre las consecuencias, las personas que tienen insomnio por tiempo prolongado suelen tener un peor rendimiento cotidiano, cambios en el estado de ánimo, irritabilidad y una mayor probabilidad de desarrollar trastornos de ansiedad y depresión. Y también, una mayor probabilidad de tener accidentes ya que están más cansados.

Melisa

Hola Doctor, hace tiempo que no puedo dormir bien, apenas unas dos horas por día. ¿Qué consejos puede dar para conciliar el sueño?

Algunos consejos que pueden resultar útiles son: ir a dormir sólo si tenemos sueño; acostarse y levantarse diariamente a las mismas horas (la rutina para esto es clave); evitar las siestas para compensar el sueño; no beber alcohol por lo menos dos horas antes de irse a la cama; no consumir cafeína por lo menos seis horas antes de irse a la cama; no fumar durante varias horas antes de irse a dormir; evitar el ejercicio físico excesivo varias horas antes de irse a la cama; preparar el dormitorio de modo que tenga una temperatura agradable y niveles mínimos de luz y ruido; no comer chocolate o grandes cantidades de azúcar horas previas a dormir; evitar el exceso de líquidos cerca de la hora de acostarse; en caso de despertarnos por la noche, no comer porque podemos acostumbrarnos a despertarnos cada vez que se tengamos hambre; no utilizar un colchón excesivamente duro; evitar la tecnología al menos dos horas antes de acostarse.

Para comunicarse con esta sección: conocer@dpopular.com.ar

TW: @ManesF

FB: facundomanes.

Comentarios Facebook