Álvarez, González y Barbona marcaron los tres tantos con los que el Decano se impuso, 3-0, ante un Taladro que necesitaba un triunfo para no perderle pisaba a Boca

Banfield dejó pasar una nueva chance de quedar a un paso del líder, al caer frente a Atlético Tucumán, de visitante, 3 a 0. El Taladro no pudo repetir actuaciones de las últimas cuatro fechas, donde había sumado sólo triunfos y se vio superado claramente por el Decano, que se recuperó de tres partidos sin ganar, que levantó su nivel pensando en la Libertadores y que ahora también se ilusiona con meterse en zona de Copa Sudamericana.

Atlético fue mejor de movida, sobre todo por lo que generó a partir del medio hacia adelante, con grandes intérpretes, como Leandro González, Favio Alvarez y La Pulga Rodríguez. Pero, de todos modos, sin demasiadas marcas, el partido resultó inicialmente de ida y vuelta, con situaciones en los dos arcos, entre ellas una clarísima de Bertolo, quien aprovechó un error del colombiano Palomino, picó la pelota ante la salida de Lucchetti y ésta dio en el travesaño de manera milagrosa.

Ese vértigo inicial se cortó cuando Atlético consiguió hacerse del control del partido, y desde allí dispuso de las mejores chances, hasta que a los 37 se puso en ventaja con un verdadero golazo, por una maniobra genial de Favio Alvarez, devolución exquisita de La Pulga Rodríguez, y definición con categoría del propio Alvarez tras eludir a Hilario Navarro. El gol fue un mazazo para Banfield, que intentó reaccionar con lo que pudo, pero sin claridad. Y así se cerró el primer tiempo.

La esperanza era dar vuelta la historia en el complemento, pero apenas iniciado el mismo llegó otro golpe letal para El Taladro, porque Leandro González armó una jugada bárbara por izquierda, enganchó ante Bettini y definió con un tiro cruzado para poner el 2 a 0.

Dormido por el resultado, Banfield no tuvo reacción hasta promediando la etapa, cuando comenzó a encontrar la pelota, empezó a arrimarse buscando el descuento y lo tuvo dos veces en los pies de su goleador, Darío Cvitanich.

Consumido por su impotencia, Banfield bajó la guardia, y sobre el final del partido recibió el tiro de gracia. El ingresado Martín Lucero metió la mano en el área, Silvio Trucco cobró correctamente el penal, y David Barbona tomó la ejecución con categoría para dibujar un 3 a 0 terminante, que aniquiló la ilusión de los del Sur por ponerse a un punto de Boca.

Para Atlético fue el sabor del reencuentro, justo en una semana clave, donde se juega su permanencia en la Libertadores, nada menos de visitante, ante Palmeiras, el próximo miércoles

El primer gol de Atlético, obra de Favio Álvarez:

Embed

El segundo gol, un lujo de Leandro González:

Embed

El relato del partido y las formaciones:

Embed
Embed
Embed
Embed