Después de la información que brindaron los clubes y los organismos de Seguridad, un equipo del Conicet y la UBA planificaron un fixture que tenga en cuenta los kilómetros a recorrer por cada equipo de manera equitativa

El fixture de la Superliga necesitó un proceso de dos meses de trabajo con ayuda del Conicet y la UBA. Primero los clubes informaron fechas puntuales en las que no podían ser locales o requerían serlo. Luego, los organismos de Seguridad cuadraron su grilla y también se tuvo en cuenta los compromisos de quienes competirán en la Sudamericana o Libertadores. Para llegar a la versión final difundida el miércoles, hubo 42 borradores.

Entre los requerimientos de los clubes, hubo especificaciones de todo tipo: Estudiantes pidió ser local en la fecha 13 o Argentinos jugar en La Paternal cuando toque con Central Córdoba de Santiago del Estero. Otros avisaron de compromisos que les impedirán utilizar su cancha, como Banfield que tendrá un maratón cuando se dispute la fecha 9. El Taladro, además pidió que la 17 sea en su casa, para festejar los 124 años que pasaron desde su fundación.

También los organismos de Seguridad tuvieron sus intervenciones: la Ciudad pidió que el Bicho no sea local en las fechas 12 y 13 y desde el gobierno de Santa Fe, avisaron que el clásico entre Unión y Colón no se juegue en la fecha 6.

Con esa información, el Instituto de Cálculo de la Universidad de Buenos Aires (UBA) y el CONICET trabajaron en un fixture de una sola ronda de enfrentamientos, que resulte equitativo respecto a los viajes.

Para ello los 24 clubes se agruparon en tres grupos, según su ubicación geográfica. Atlético Tucumán, Central Córdoba, Godoy Cruz y Talleres formaron “interior 1”. Aldosivi, Colón, Newell's, Patronato, Rosario Central y Unión, fueron “Interior 2” y los 14 equipos de Buenos Aires, conformaron el restante.

ADEMÁS:

Cuándo y en qué estadio se jugará el Superclásico

Así se jugará la primera fecha del torneo

Se evitaron enfrentamientos de manera consecutiva ante dos de los cinco grandes y todos los equipos juegan una vez de local y otra de visitante ante Boca y River. Además, todos tendrán dos de local y una de visitante -o a la inversa-, con los otros tres grandes.

Con este sistema, si el torneo fuese de ida y vuelta, los kilómetros recorridos en este torneo deberían ser equitativos respecto al siguiente, es decir un 50% del total. El mejor ejemplo es Gimnasia, con ese coeficiente. El resto se acerca bastante, pero lo más importante para los viáticos de Buenos Aires es que ninguno tiene dos viajes al Interior en las primeras cuatro fechas.

Además se invirtieron la mayor cantidad posible de localías de los equipos con respecto al torneo pasado y de esta manera -sin considerar los partidos de Arsenal y Central Córdoba- se invierten 145 partidos sobre 231, lo que equivale a un 63%.

Aquellos que llevaban tres o más encuentros consecutivos jugando en una determinada condición ante el mismo rival -Atlético Tucumán ante Aldosivi o Banfield con Argentinos, por ejemplo- el próximo campeonato lo tienen a la inversa.

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: 58849696 - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Edición Nro. 15739

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados