Lo hizo ante el malestar de más de 100 mil usuarios afectados por cortes de luz y admitió que en caso que vuelva el calor extremo se repetirán las interrupciones del servicio porque aún “faltan inversiones”

Frente al malestar de los más de 100 mil usuarios afectados por los cortes de luz en la región metropolitana, el gobierno ensayó ayer una tardía reacción anunciando sanciones a las distribuidoras Edesur y Edenor -que recién se podrían aplicar dentro de 6 meses- admitió que en caso que vuelva el calor extremo se repitirán las interrupciones del servicio porque aún ‘faltan inversiones’ pero al alza tarifaria desde diciembre de 2015 del 1500 % y que pese a todo, se logró bajar de 19,3 a 14,3 horas de corte promedio por usuario en comparación con lo que sucedía durante el kirchnerismo.

En el gobierno intentaron minimizar la bronca popular por las interrupciones del suministro eléctrico en Capital y GBA. Frente a los embates de opositores y aliados -por la tarde Elisa Carrió tuiteó que ‘Edenor y Edesur tienen aumentos que no se justifican’- y el malhumor social, la comunicación oficial distribuyó una gacetilla que mostró al secretario de Energía, el ex vicejefe Gustavo Lopetegui, reunido con empresarios del sector petrolero para tratar bajas a las subsidios a las inversiones de Vaca Muerta.

La foto no fue ingenua: por los cambios devenidos en la negociación del presupuesto y el Pacto Fiscal, se produjo el traspaso del control de Edesur y Edenor a Capital y Provincia, respectivamente. Este será el último verano que la Nación deberá hacerse cargo del costo político de las subas tarifarias y el control de gestión. Por un lado, les tiran la pelota a las administraciones vecinas -hoy aliadas no se sabe que ocurrirá, elecciones mediante, en 2020-, empiezan a darle un perfil tipo agencia de inversiones a Energía y mientras tanto derivan en el ENRE -el ente regulador- el anuncio de las sanciones.

ADEMÁS:

Voraz incendio en un depósito y un taller

¿La reina Máxima evade impuestos en Río Negro?

De hecho, el comunicado de Hacienda, de quien depende Energía, resaltó que ‘cuando hay cortes siempre hay sanciones del ENRE, aunque también es importante recordar que la interrupción del servicio bajó de 19,3 horas promedio por usuario durante el gobierno de Cristina Kirchner a 14,3 horas promedio en la actual gestión’.

Ante la consulta de este diario, en el ente regulador afirmaron que para conocer el monto y el tipo de sanción habrá que esperar ‘hasta tener los datos finales del período septiembre-febrero’. Las penalidades pueden ser semestrales o extraordinarias.

También demoran en abonarse los resarcimientos a los usuarios afectados por el apagón. En los próximos días recién se acreditarán en las facturas de los clientes las indemnizaciones a los usuarios residenciales afectados por cortes de suministro de ‘20 o más horas seguidas’ durante diciembre de 2017 y febrero de 2018. En este expediente se habían constatado más de 70 mil damnificados.

La administración de Cambiemos ha comenzado su cuarto año de gestión en la que decidió ajustar las tarifas para que las empresas inviertan y eviten el colapso del sistema en medio de las altas temperaturas. Pero los cortes de luz masivos continúan y en caso de otra ola de calor, regresarán al AMBA.

En el oficialismo anticipan, con todo, que las subas tarifarias deberán continuar una vez que pasen las elecciones. Con la actuales tarifas, sólo se cubre el costo de producción y distribución del 74% de la energía cuando apenas llegaba el 9% durante el kirchnerismo.

Aparecen en esta nota:

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: En trámite - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Edición Nro. 15739

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados