Llegaron a raíz de que no pueden pagar un alquiler o vivían en la calle, con escasas pertenencias, y viven en precarias viviendas. Detrás de cada una hay duras historias de vida.

El próximo martes se cumplirá un mes desde el momento en que familias que no tenían un lugar para vivir limpiaron y tomaron un predio en González Catán. Actualmente son alrededor de 4 mil personas que viven en una situación muy precaria, en muy pocas casillas y carpas improvisadas en Balboa y Llorente del barrio El Dorado, a quienes se les mojaron sus escasas pertenencias durante la tormenta del sábado.

En diálogo con este medio, Mariana Ruiz Díaz, una de las ocupantes, explicó que "somos familias que afrontamos distintas situaciones muy complicadas, la mayoría no tiene trabajo, y no pudo seguir pagando un alquiler".

Mariana precisó que "es un predio de 70 hectáreas, que estaba abandonado, lleno de basura, con carrocerías que se descartaban tras el robo de autos y el retiro de todas sus partes. Lo limpiamos y lo fuimos ocupando, porque necesitamos un lugar donde estar, muchos venimos de vivir en la calle".

Posteriormente la vecina indicó que "si nos ofrecen la posibilidad, pagaremos en la medida de nuestras posibilidades. No podemos alquilar, menos comprar un terreno o una casa".

Intervención judicial

La toma de tierras determinó la intervención de la Unidad Funcional de Instrucción 2 de Gregorio de Laferrere, a través del Fiscal Daniel Pagnotta y del Juzgado de Garantías 1 de La Matanza, a cargo de la Jueza Mary Mabel Castillo.

Señaló a continuación Mariana que "hace unos días se acercaron unas personas que se identificaron como policías, pero no tenían uniforme, y nos mostraron una orden de intimación de desalojo, pero sin ningún sello ni membrete".

El temor de que sean obligados -mediante la intervención de fuerzas de seguridad- a dejar el lugar existe, pero por ahora la preocupación más fuerte es enfrentar la naturaleza. "Con la tormenta del sábado se nos mojó todo. Y el frío de estos últimos días fue muy duro", apuntó Mariana.

Consultada sobre cuántos viven en el lugar, indicó que "el lunes se hizo un censo: hay 560 familias, con 7 a 8 integrantes por cada una, o sea que somos más de 4 mil".

Los vecinos se han organizado, y periódicamente se realizan asambleas, en las que participa un delegado por cada una de las 70 manzanas que forman el precario barrio, donde las viviendas son construcciones armadas con maderas y plásticos, que ofrecen poca protección ante los rigores climáticos.

La organización se tradujo también en un comedor "en el que cada uno aporta lo que puede y cocinamos, pero lamentablemente nunca nos alcanza para dar de comer a todos, porque somos muchos y las mercaderías son escasas".

Posteriormente Mariana al contar cómo llegó a ocupar un pedazo de tierra, reveló su dura historia. Con 34 años y 8 hijos -de 18, 16, 14, 13, 12, 10, 6 y 4 años- es una víctima de violencia de género, que sufrió un atroz ataque por parte de su ex pareja. 'Perdí el bazo y medio riñón, en un hecho ocurrido hace 8 años'.

"El caso quedó a cargo de la Fiscalía 6, pero en esa época se necesitaban testigos para certificar la agresión, y como no los tenía, no hubo avances", agregó Mariana.

Aparecen en esta nota:

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: En trámite - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Edición Nro. 15739

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto - Director Comercial: Martín Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados