Mientras sigue sin arrancar la transición, no alcanzan a ponerse de acuerdo el gobierno saliente y el entrante respecto de la manera como se desarrollará la entrega del poder, y todo podría terminar como en 2015.

En el gobierno insisten en que la transición con los equipos de Alberto Fernández está frenada y que tampoco hay acuerdo para el traspaso de mando: sí reafirman que la entrega de los atributos de mando debería realizarse en el Salón Blanco de Casa Rosada y que "no corresponde" que Mauricio Macri se traslade al Congreso, tal como pretendería el mandatario electo.

Ayer el propio Macri respondió ante la consulta de la prensa acreditada en qué estaba se encontraba el intercambio de información con los emisarios de Fernández -Wado De Pedro, Vilma Ibarra y Gustavo Beliz, en lo político, o Matías Kulfas o Cecilia Todesca, en el plano económico-, "nada por ahora" y siguió camino hacia el Salón de los Científicos donde se llevó a cabo la reunión de Gabinete.

ADEMÁS:

Fernández habló con la titular del FMI y acordó pagar sin más "ajuste"

Tras la reunión del jefe de Estado con sus ministros, Germán Garavano (Justicia) y Oscar Aguad (Defensa) contestaron preguntas en la habitual conferencia de prensa. A menos de 3 semanas del cambio de gestión, no se logró avanzar en estos gestos de institucionalidad más allá de la foto entre Macri y Fernández del 28 de octubre.

"La transición se da si hay posibilidad de compatibilizar y de transmitir experiencias, si no, no hay transición y bueno, si no se da dejaremos los papeles arriba de la mesa", sostuvo a su turno Aguad.

En tanto, Garavano realizó un repaso cronológico del frustrado intercambio al recordar que desde "aquel muy buen discurso del presidente Macri después de la derrota electoral, que continuó con el desayuno al día siguiente, y continuó con una orden que se nos dio a todos los ministros de preparar todos los instrumentos, poner toda la información a disposición del gobierno electo, en esas conversaciones que han tenido el presidente y el presidente electo se ha acordado avanzar en la transición. Hasta el día de hoy no se ha identificado quiénes son las personas designadas para llevar a delante esta transición, más allá de conversaciones informales que distintos ministros hemos tenido con distintas personas, que pueden ser o no especialistas en las áreas que nos ocupan".

ADEMÁS:

El FMI está "muy abierto" a negociar con Alberto Fernández

En el gobierno, en privado, sostienen que mucha de la documentación hoy es pública y que los futuros funcionarios la podrán encontrar en la web.

En este sentido, el funcionario consideró que "al día de hoy no hay ninguna comunicación oficial de quienes son las personas con las que tenemos que hacer la transición. Todos los ministerios estamos preparando la información para poder entregársela a aquellas personas que sean elegidas por el nuevo gobierno como enlaces. No ha habido noticias, pero esperamos que sea una buena ceremonia de traspaso entre los dos presidentes".

Justamente tampoco hay acuerdo para el traspaso de mando. Se sabe que Fernández y Cristina Kirchner deberán jurar sus cargos ante la asamblea legislativa. En el oficialismo dicen que debería ser Gabriela Michetti y que luego en "auto descapotable" deberían concurrir hasta Casa Rosada.

En el Salón Blanco los esperaría Macri para la entrega de la banda presidencial y el bastón de mando al nuevo presidente. Por protocolo, aseguran, debería realizarse el traspaso de esta manera. Incluso Fernández debería acompañar a Macri hacia la salida por explanada Rivadavia, donde lo esperaría un auto con custodia para su traslado, tal vez, hacia la Quinta Los Abrojos.

Cuando este diario quiso saber si Macri aceptaría ir al Congreso para el traspaso de atributos de mandos, un vocero gubernamental consultado dijo que "no sé. Es muy difuso eso. Hay que esperar".

Otro funcionario de Secretaría General, en tanto, blanqueó que aún no fueron contactados por el equipo del presidente electo para la organización de los actos de 10 de diciembre. Pero remarcó que el trapaso de mando debería llevarse a cabo en el Salón Blanco. "No corresponde que vaya al Congreso", enfatizó. En el entorno del presidente electo han deslizado que preferirían que el acto se lleve adelante en el recinto de Diputados.

En Casa Rosada recuerdan que hasta la asunción de Fernando de la Rúa, en 1999, todos los actos de cambio de mando se realizaban en el Salón Blanco. Y que todo cambió desde la entrega de los atributos de mando de Eduardo Duhalde a Néstor Kirchner, dado que "el presidente saliente había sido ungido por una asamblea legislativa y no por el voto".

En los hechos, este tema fue uno los motivos del frustrado intercambio entre Mauricio Macri y Cristina Kirchner, el 10 de diciembre de 2015. Aunque faltan varios días, la foto de hoy muestra que la historia podría repetirse.

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: En trámite - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Edición Nro. 15739

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados