sábado 3.12.2016 - Actualizado hace
Política
11 | 11 | 2015
Imprimir
Agrandar
Reducir

El conflicto de Merlo resonó en la campaña para el balotaje

0
Comentarios


Mientras que el candidato presidencial por el FpV repudió la toma de tierras en Merlo, la gobernadora electa responsabilizó por lo ocurrido a la administración bonaerense.

El conflicto de Merlo resonó en la campaña para el balotaje
Foto:
El conflicto de Merlo resonó en la campaña para el balotaje
Foto:

La toma de tierras en la localidad bonaerense de Merlo agitó ayer el clima de campaña de cara al balotaje presidencial del domingo 22, con acusaciones cruzadas sobre la responsabilidad de la ocupación.

El asentamiento ilegal en las 60 hectáreas del predio ubicado sobre la ruta 1003 fue repudiado por el gobernador de Buenos Aires, Daniel Scioli, y también por la mandataria electa, María Eugenia Vidal, quien responsabilizó a la administración provincial por la usurpación.

El candidato presidencial del Frente para la Victoria se expresó, sin embargo, "absolutamente en contra de las tomas ilegales" y afirmó que está "trabajando para normalizar la situación sin ningún tipo de violencia".

"Nosotros estamos absolutamente en contra de las tomas ilegales. Cuando hay este tipo de situación, obviamente estamos con el intendente electo (Gustavo Menéndez) trabajando en esta cuestión, y fundamentalmente para normalizar esto sin ningún tipo de violencia", sostuvo el mandatario provincial.

Durante un acto de campaña junto al secretario de Seguridad nacional, Sergio Berni, Scioli subrayó que actuará "con responsabilidad social y con comprensión" para resolver la usurpación de más de 60 hectáreas en Merlo.

"Habrá que analizar en profundidad y la Justicia puede dar respuesta, a pocos días de una elección si hay alguna cuestión política o es una necesidad habitacional", resaltó el postulante presidencial del FpV.

Por su parte, Vidal aseguró que la "responsabilidad" de la toma de tierras es de Scioli y del intendente de Merlo, Raúl Othacehé, uno de los barones del conurbano derrotado en las elecciones del 25 de octubre y que dejará su cargo el próximo 10 de diciembre.

"No es la primera toma que me toca enfrentar, pero hoy es responsabilidad del Gobierno de la Provincia y el intendente actual de Merlo enfrentar esa situación", subrayó Vidal, al hacer referencia a la situación similar que tuvo lugar años atrás en el parque Indoamericano de la Ciudad.

En declaraciones a la prensa durante un acto junto al candidato presidencial Mauricio Macri, la gobernadora electa catalogó la usurpación como un "síntoma de fin de ciclo" y, en ese sentido, también incluyó a los nombramientos y pase a planta permanente que hicieron algunos intendentes que dejarán sus cargos el próximo 10 de diciembre.

"Es un síntoma de algo que se termina, una manera de hacer política a la que la gente le está diciendo que no", apuntó Vidal.

El intendente Othacehé respondió a las críticas

El gobierno municipal de Merlo destacó ayer en un comunicado las gestiones que realizó en el marco del conflicto por la toma de tierras que ya lleva 21 días.

En el comunicado que lleva por título "(Gustavo) Menéndez con mentiras encubre su incapacidad para gobernar", en alusión al intendente electo, la intendencia recordó que efectuó "las denuncia penales correspondientes ante la justicia federal, el mismo día en que se producían las ocupaciones masivas en nuestro territorio".

En el mismo sentido, el texto menciona "testimonios de vecinos incriminan a punteros y colaboradores del electo intendente en la instigación de las ocupaciones ilegales".

También el comunicado refutó acusaciones y aclaró que "el Municipio cuenta con la misma cantidad de personal que a julio de 2015, no habiéndose aumentado la planta de trabajadores".

"Como lo indica la Ley, el municipio fue a paritarias con el Sindicato de Trabajadores Municipales regularizándose la situación laboral y salarial del persona", añade la postura de la municipalidad difundida por la Subsecretaría de Prensa comunal.

Sobre ese último punto, el texto puntualiza que al 4 de noviembre pasado "se abonaron en su totalidad los sueldos" a todo el personal "a pesar de la deuda que mantiene la Provincia con este Municipio -resaltó- en concepto de Fondos y Programas por una cifra superior a los $43.000.000" que la administración a cargo de Raúl Othacehé "viene reclamando sin respuestas".

El comunicado concluye que "tengan los merlenses la total seguridad que el intendente Othacehé gobierna y gobernará hasta el último día de su mandato, como siempre lo ha hecho".

Denuncian manejos de intendentes que se van

Referentes de los intendentes electos de los municipios bonaerenses de Hurlingham y Malvinas Argentinas denunciaron ayer procedimientos oscuros de los jefes municipales que este 10 de diciembre dejarán el cargo con el propósito de complicar las gestiones que los sucedan desde el 10 de diciembre.

En Malvinas Argentinas, el intendente saliente Jesús Cariglino, fue denunciado por haber otorgado un aumento salarial del 150% a los empleados municipales jerárquicos, que ayer fue suspendido por una medida cautelar de la Justicia.

Ese incremento salarial incluye al propio Cariglino quien de esta manera cobraría un sueldo de 138.000 pesos mensuales. Además, el Concejo Deliberante que responde al Frente Renovador resolvió en los últimos días pasar a planta permanente a 3.000 trabajadores que se encuentran becados.

En Hurlingham, el intendente Luis Acuña "este mes dejó de pagar los sueldos en el hospital San Bernardino y ordenó el pase a planta permanente de unos 400 contratados nuevos", según denunció una fuente del FpV del distrito.

La fuente aclaró que "tenemos problemas, porque se están llevando mobiliarios, computadoras, y no sabemos cómo están las cuentas".

También añadió que el intendente electo Juan Zabaleta pidió en reiteradas oportunidades reunirse con Acuña, pero éste "nunca contestó".

      Embed


Comentarios Facebook