miércoles 7.12.2016 - Actualizado hace
Política
18 | 11 | 2015
Imprimir
Agrandar
Reducir

Jaime y Uberti, sobreseídos en una causa por corrupción

0
Comentarios


La Sala I de la Cámara Federal avaló la resolución dictada, en julio pasado, por el juez federal Sebastián Casanello, a raíz del paso del tiempo. Eran investigados por el uso de autos del Estado como si fueran propios.

Jaime y Uberti, sobreseídos en una causa por corrupción
Foto:

La Sala I de la Cámara Federal sobreseyó por prescripción al ex secretario de Transporte Ricardo Jaime en una causa por corrupción, a raíz de la utilización de autos del Estado como si fueran propios.

En la misma investigación también fue sobreseído por la misma causa el ex titular de OCCOVI Claudio Uberti.

Ambos eran investigados por malversación de caudales públicos, pero por el paso del tiempo la Sala I confirmó la prescripción del caso.

El tribunal, con la firma de los jueces Eduardo Freiler y Jorge Ballestero, confirmaron una medida dictada en julio pasado por el juez Sebastián Casanello quien decretó la prescripción de ambas causas.

Según la investigación iniciada en 2011, Uberti, el funcionario que viajó junto al venezolano Guido Antonini Wilson cuando quiso ingresar la valija con 800 mil dólares a la Argentina, tenía a su cargo un vehículo destinado al control de una ruta con peaje.

Pero el auto lo utilizaba Jaime e incluso había contratado los servicios de un chofer; mientras que el otro automóvil estaba destinado a la supervisión de una obra pública ferroviaria.

Para el fiscal Carlos Rívolo el delito cometido por ambos fue peculado, lo que permitiría que la causa se mantuviera en el tiempo, pero Casanello entendió que fue malversación de bienes.

Rívolo apeló por ello ante la Cámara Federal, la cual ahora desestimó el planteo y confirmó la decisión de Casanello.

Según la investigación del fiscal, Jaime utilizaba uno de los vehículos, un Honda Civic, en sus desplazamientos diarios a la Secretaría y hasta se comprobó que pagaba una playa de estacionamiento cercana a su domicilio particular.

Incluso, para el fiscal había pruebas que ese vehículo lo utilizaba para trasladar a sus hijas.

Jaime, secretario de Transporte entre 2003 y 2009, afronta más de una docena de causas en su contra por hechos de corrupción, pero por el momento en tan solo dos de ellas recibió condena.

Tras un acuerdo para un juicio abreviado, en octubre fue condenado a la pena de un año y medio de prisión por dádivas, las que recibió en forma de viajes y alquileres de empresarios a los que debía controlar en función de su cargo, y a ella le precede otra de seis meses por sustracción de prueba.

Por el momento Jaime no irá preso y mientras tanto afronta la etapa final del juicio por la tragedia ferroviaria de Once, en la que se definirá si también resulta condenado: en ese juicio, el fiscal Fernando Arrigo pidió una pena unificada, teniendo en cuenta aquella otra de seis meses, por once años de prisión.


      Embed

Comentarios Facebook