martes 17.01.2017 - Actualizado hace
Policiales
06 | 12 | 2016
Imprimir
Agrandar
Reducir

La Plata: se arrojó de un balcón para escapar de un ladrón

0
Comentarios


La víctima, que sorprendentemente salió ilesa, se tiró del segundo piso luego de que un hombre se metiera en su departamento y la agrediera físicamente. El agresor está detenido.

La Plata: se arrojó de un balcón para escapar de un ladrón
Foto:

Una estudiante de medicina de 23 años se tiró desde un segundo piso por el balcón de su departamento, en la ciudad de La Plata, luego que un delincuente entrara a su domicilio y la agrediera físicamente.
 
La mujer, casi en forma milagrosa, no sufrió heridas de gravedad, mientras que el asaltante fue detenido posteriormente por la Policía.
 
La joven, identificada como Nadia Sepúlveda, fue llevada al Hospital San Martín de La Plata, en observación, aparentemente fuera de peligro.
 
En tanto, el ladrón fue detenido por la Policía tras ser interceptado por los propios vecinos y resultó ser un hombre de 33 años con domicilio en la localidad de Ciudad Evita, en el partido de La Matanza.
 
El incidente se inició poco después de las 9 en un edificio situado en 61 y 6, cerca de Plaza Rocha. Según indicó Lucas Devoto, un joven vecino del edificio, la estudiante llegaba con su mochila de su Bahía Blanca natal cuando se encontró en la entrada con el delincuente. El desconocido se hizo pasar por vecino y como la chica es nueva en el edificio, lo dejó pasar. "Este tipo subió al segundo piso detrás de ella, se metió en su departamento, forcejearon y él le dio una piña en la cara", explicó el joven a un diario local. La chica después se tiró de un segundo piso por el balcón para escapar del delincuente y quedó tendida, dolorida, con su mochila desparramada.
 
Tras el incidente, fue el mismo vecino, que salió de su departamento al escuchar los gritos de auxilio de la joven, el que interceptó en primer término al asaltante.
 
"Cuando bajaba para ir a ver a Nadia, este tipo lo hizo detrás mío. Al notarlo sospechoso, le pregunté qué hacía en el lugar y me dijo que vivía allí", sostuvo Lucas, que enseguida se dio cuenta de que no era así. Al ser desenmascarado, el hombre dijo que era empleado de correo, aunque no pudo mostrar cartas, intentó explicar que vendía artículos de limpieza, los que sí pudo exhibir mientras los guardaba en su mochila. Finalmente, a Lucas se le sumaron otros vecinos que retuvieron al intruso y lo entregaron a la Policía.
 
El hombre fue llevado a la comisaría novena, donde quedó detenido por el delito de "tentativa de hurto".

      Embed

 

Comentarios Facebook