Volvio a grabar despues de cinco años y pario Bi, un disco doble donde homenajea a los ritmos folkloricos del Mercosur y al pop, con buen humor pero sin perder profundidad.

Soy un des-generado y tengo un público transgeneracional. Venías a un concierto nuestro y vas a ver a jóvenes , rebeldes punkies, cumbieras intelectuales, señores mayores y nenes. Me encanta el público variado y creo que lo variopinto se refleja en mi banda The Nada, con el baterista Zurdo Roizner de 70, yo de 40 y pico y los músicos de 30 y pico para abajo”, dice Kevin Johansen, el cantante de la voz gruesa y la sonrisa perpetua. Nacido en Alaska, criado en la Argentina de padre estadounidense y madre criolla, su propia vida ha sido un cóctel tan variado como su música, nutrida de influencias que van desde la música de raíz a los sonidos electrónicos. Y Bi, su nueva producción, es acaso la intención mas acabada de borrar las fronteras entre géneros uniendo influencias de todo tipo. “Trato de encontrar lo compatible entre lo aparentemente incompatible -desgrana-. Los géneros son primos hermanos, siempre hay un punto de conexión entre los estilos, la idea es juntar y encontrar  esos puentes, esos mundo en común entre las culturas”, declara.

Bi cuenta con un disco 1 llamado Jogo/Subtropicalia en el que realiza un homenaje a los folklores de Brasil, Uruguay y Argentina. Y otro CD llamado Fogo/ Pop Heart con temas pop y hasta “pachangueros”, creaciones en algunos casos cuasi humorísticas. “Uno es la madre, el disco más folclórico, el del sur, y el otro es el padre, el más alienado, en inglés, más pop-rock. Hay temas que podrían haber estado en cualquiera de los dos, porque son compatibles, aunque me parece que sí hay un cariz más eléctrico y roquero en un disco y más folclórico, de madera y nylon en el otro”, precisa. Cuando terminé el álbum Logo con el Jogo Subtropicalia quedó dando vueltas
un interés mí por el elemento folclórico, acústico, con un guiño a los tropicalistas, por eso el subtítulo ´subtropicalia´. Es una mirada con nuestro tamiz argentino a la música de Uruguay y Brasil.

Tanto en ese disco como en Fogo, un condimento que ya es su marca de estilo aparece presente casi siempre, desacralizando temas aparentemente serios: el humor. Sin embargo, el artista cuenta que esa dosis humorística no le quita profundidad a los temas sino mas bien obliga a una mirada que trascienda la capa exterior de la canción para hurgar en su sentido mas profundo. “El humor es un sentimiento más, soy un convencido de que la ironía es tristeza disfrazada. Es como un buen tema de Sabina, que te arranca una sonrisa con la primera frase pero después te hace piantar el lagrimón. En el mejor de los casos ,el trasfondo es serio. O por lo menos de observación, siguiendo una línea de discos anteriores con temas como La Cumbiera Intelectual, que nació viendo a las chicas de Filosofía y letras prendidas al fenómeno de la cumbia. Me gusta observar los fenómenos sociales y convertirlos en canción, como ocurrió en Daisy y los Travestis. Si hay algo que no quiero perder es la mirada crítica, aún desde el humor, no quiero ser un ´cansautor´ que predica a los convertidos”.

Entre otros puntos altos del disco se cuenta Apocalypso con la colaboración de Daniela Mercury (“una voz bien bahiana hecha y derecha, en una canción aparentemente pachanguera pero que habla del fin del mundo. Los seres humanos a veces nos creemos omnipotentes y la naturaleza llega para darnos una bofetada”) y “No digas Quizás”, con la particular voz de Lisandro Aristimuño, tema que es el que mas suena en las radios para promocionar Bi.

El Arranque pone perfume de tango en Buenos Aires Río y Everybody knows, de Leonard Cohen. “Se entusiasmaron mucho para hacer los arreglos y fue un sueño hacer un par de tangazos en éste trabajo”, dice Johansen. Y si bien todo tiene su espíritu, acaso el tema mas declaradamente autobiográfico sea Y Sigo (Canción de autoayuda para mí), “un tema que tiene biografía. Estaba pensando si poner solamente Y Sigo, pero puse lo de autoayuda para mí porque ayuda a los demás a entender cómo hay que reírse de uno mismo aun en momentos de cachete caído y tristeza”. Por si fuera poco, incluye también una interpretación de “Modern Love”, de David Bowie, “completamente al revés del original, muy ralentizado, más country”.

Johansen presentará el disco en el interior en agosto y con un show en el Gran Rex en setiembre. “Este disco cruza las fronteras y también lo vamos a llevar a Brasil, , España y México entre otros países”, concluye.

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: RL-2018-58849696 - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Edición Nro. 15739

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados