Después del empate sin goles en los noventa minutos, Atlético Tucumán se convirtió en finalista desde los penales y espera al ganador de River y Morón. Paolo Montero asumió la culpa y renunció.

Atlético Tucumán se clasificó por primera vez en su historia para la final de la Copa Argentina, que definirá con el ganador del cruce de mañana entre River y Deportivo Morón, pero al mismo tiempo le metió un mazazo a Rosario Central, que se quedó sin técnico tras la renuncia del uruguayo Paolo Montero, luego del 0-0 en los noventa minutos reglamentarios y la caída 3-1 en la definición con tiros desde el punto penal.

“El culpable de esto soy yo. Ya le informé a los jugadores y dirigentes que doy un paso al costado”, comentó Paolo Montero a la prensa.

En un primer tiempo de trámite parejo, sin situaciones sobre los arcos, lo más importante que sucedió hasta la medio hora fueron los tres cambios obligados que se produjeron por lesiones, dos en el conjunto rosarino y el restante en el elenco tucumano.

De los dos, Central se insinuaba mejor y a los 38 minutos Pachi Carrizo sacó una volea que Lucchetti atajó magníficamente sobre su poste derecho.

Y ya en tiempo adicionado al reglamentario, Pereyra desbordó por la izquierda, centro pasado y Camacho, libre de marcas, definió muy mal con un cabezazo de pique al suelo que fue a las manos del arquero.

En el comienzo del complemento, al minuto nomás, el ‘Ruso’ Rodríguez le tapó el tiro libre a la ‘Pulga’ Rodríguez y en la jugada siguiente Lucchetti le cometió penal a Camacho, que lo pateó débil y anunciado para que se luciera el uno tucumano que también salió lesionado. Igualmente fue el mejor momento de Central porque Carrizo contó con dos oportunidades, primero reventó la pelota contra el travesaño y después, tras eliminar a Sánchez, Osores mandó el balón al tiro de esquina. También lo tuvo Marco Ruben a la altura del punto penal en el primer cuarto de hora.

El resultado no se modificó, terminó empatado y en la definición por penales Atlético Tucumán fue más efectivo, teniéndolo a Sánchez como la gran figura al atajar dos remates y así el Decano llegó a la final.

El relato del partido y las formaciones

Embed

Embed

Embed

Embed