Voceros confiaron que el hombre residía en un suburbio de San Antonio y no parecía estar vinculado a ningún grupo terrorista organizado, mientras que tras lo sucedido la policía allanó su casa.

El autor de la masacre de Texas fue identificado como Devin Patrick Kelley, un veterano de la Fuerza Aérea de los Estados Unidos que trabajaba como profesor en un estudio bíblico, según informaron fuentes policiales.

Incluso, trascendió que la semana pasada el agresor había publicado en su cuenta de la red social de Facebook la imagen de un arma semiautomática y allegados del tirador comentaron que experimentó un cambio de actitud.

El hombre, que tenía 26 años y vivía en los suburbios de San Antonio, ingresó pasadas las 11.30 a la Primera Iglesia Bautista de Sutherland Springs, vestido con ropa negra de combate y chaleco antibalas, y abrió fuego contra las personas que asistían al servicio religioso.

De acuerdo a lo que expresaron las autoridades, Kelley falleció tras concretar la matanza, aunque no fue detallado si resultó abatido o se suicidó.

Por otra parte, voceros confiaron que el hombre residía en un suburbio de San Antonio y no parecía estar vinculado a ningún grupo terrorista organizado, mientras que tras lo sucedido la policía allanó su casa con unidades de K9 y escuadrones anti-bomba.

devin patrick kelley.JPG

Es que el pasado 29 de octubre había publicado en su cuenta de Facebook la foto de un arma AR-15 acompañada de un desafiante mensaje: “She’s a bad bitch (ella es una perra mala)”. Se especula que con ella perpetró la masacre en la Iglesia.

Incluso, desde Los Angeles Times advirtieron que uno de los contactos del tirador en la red social confirmó que “estaba agregando aleatoriamente extraños y comenzando peleas en Facebook”.

En cuanto a su actividad, Kelley aparece en su cuenta de otra red social, LinkedIn, como miembro de la Fuerza Aérea de los Estados Unidos desde 2009, después de graduarse de la New Braunfels High School.

Allí trabajó en Logística y Suministro hasta 2013, cuando, según su reseña, se fue y se ofreció como maestro de estudios bíblicos en la Primera Iglesia Bautista de Kingsville.

Sin embargo, desde CBS News afirmaron que el autor del atentado en Texas recibió una baja deshonrosa y fue juzgado en consejo de guerra en 2014, por motivos que aún no fueron esclarecidos. Entre los motivos que pueden provocar esa figura legal figuran la deserción, la agresión sexual o el asesinato, aunque no se sabe si Kelley cometió alguno de esos delitos.

Aparecen en esta nota: