Un grupo de investigadores de la Universidad de Cambridge (Reino Unido) realizó un experimento con ovinos que derivó en esta increíble conclusión

Científicos de la Universidad de Cambridge, en el Reino Unido, realizaron un experimento con ovejas que derivó en la conclusión de que estos animales presentan una asombrosa capacidad para reconocer rostros de famosos.

Algunas celebridades favorecidas con este dudoso beneficio se encuentran los actores Jake Gyllenhaal (Zoodiaco), Emma Watson (Harry Potter), el ex presidente de los Estados Unidos, Barack Obama y la presentadora británica de noticias Fiona Bruce.

"Lo que hicimos fue preguntarnos si una oveja podía aprender a reconocer a una persona a través de una fotografía", le dijo al sitio de la BBC Jenny Morton, la autora del estudio, y agregó “Nos enfocamos en si el animal era o no capaz de procesar un objeto de dos dimensiones como la foto de una persona”.

LEA MÁS:

Para lograr el objetivo, los investigadores seleccionaron ocho ovejas galesas de montaña y procedieron a entrenarlas para que distingan los rostros de cuatro personas famosas, recompensándolas con comida cuando acertaran.

Los ovinos debían elegir entre dos fotos (una con la cara del famoso y la otra de una persona desconocida) haciendo pasar su hocico a través de un haz de luz que permitía liberar un trozo de comida cada vez que acertaba.

Pero, no conformes con el desarrollo de esta habilidad, los investigadores buscaron indagar sobre qué ocurría cuando distorsionaban la foto, proporcionándole un giro de 90 grados.

Para su sorpresa, la tendencia se mantuvo, aunque el nivel de aciertos disminuyó del 80 al 67 por ciento. Asimismo, los animales presentaron un gran nivel de reconocimiento cuando se les mostró el rostro de sus pastores.

Ahora, los investigadores intentarán probar que las ovejas son capaces de distinguir entre las diferentes expresiones del rostro de los humanos.

La utilidad de la investigación

Las pruebas realizadas con las ovejas no fueron sólo para gastar el presupuesto asignado al departamen5to de la doctora Morton sino que se enfocaron en la solución de algunas enfermedades neurodegenerativas que aquejan a una gran cantidad de personas alrededor del mundo como el Huntington o el Parkinson.

Al ser el cerebro de las ovejas muy parecido al de los humanos, los investigadores pretenden estudiar el declive cognitivo de las ovejas con patologías similares a las mencionadas.

El Huntington es una enfermedad hereditaria cuyos signos aparecen entre los 35 y 55 años de edad y presentan devastadoras consecuencias como la imposibilidad de percibir correctamente los rostros.