Se trata de 11 consejos para quienes han sufrido algún tipo de vejamen por parte de miembros de la Iglesia

La Red de Sobrevivientes de Abuso Eclesiástico elaboró un protocolo con 11 recomendaciones para víctimas que denuncien a sacerdotes por diversas irregularidades.

La primera consiste en que "se recomienda comunicar el hecho padecido a las personas de su confianza".

En segundo lugar, es menester "denunciar lo más pronto posible ante la autoridad pública, policía o fiscalías cercanas al domicilio de la víctima, o del lugar del hecho. En el caso de que las víctimas fueran mujeres, niñas, niños o adolescentes, exigir el cumplimiento de la ley 26.485 en sede eclesiástica".

En tercera instancia, "si se decide recurrir a la autoridad eclesiástica, que sea después de que tomen conocimiento funcionarios públicos".

En un cuarto escalón, "evitar brindar datos personales y sensibles a la autoridad eclesiástica. No hacerlo nunca ya que es habitual que quienes abusan los utilicen en su defensa".

Otra sugerencia es "no responder ninguna encuesta que simule ayuda, imparcialidad, o pedido de datos objetivos".

En sexto lugar, desde la red sugieren "no firmar nada", en tanto que, también se sugiere, como séptima recomendación, "jamás entrar solo a ningún tipo de entrevista cuando el motivo de la misma sea el abuso sufrido".

La octava sugerencia es que, "si la víctima fuera citada a un organismo eclesiástico, no concurrir solo. Hacerlo siempre acompañado por una persona de confianza. Es importantísimo exigir una copia por escrito de lo que se hable, y cuidar de que esta sea firmada por funcionario eclesiástico".

La novena señala que es menester "evitar suministrar a sacerdotes, obispos o funcionarios clericales, información relativa a los pasos legales que se darán. Medida muy importante ya que la iglesia, fingiendo dolor y cercanía, utiliza esta vía para obtener información y preparar su propia defensa".

La anteúltima sugerencia remite a "no dejarse engañar por la promesa del resarcimiento económico dentro del procedimiento canónico. Dicho procedimiento se inicia para investigar al abusador y constituye el principal eje donde engarza el sistema de encubrimiento que mantiene aún vigente la iglesia católica".

Finalmente, "la regla de oro a aplicar para discernir si la iglesia católica está actuando legalmente es verificar que esté aplicando en sus organismos las convenciones internacionales sobre derechos humanos con la colaboración de profesionales independientes especializados en esta área.

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: En trámite - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Edición Nro. 15739

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados