La prevención es una herramienta fundamental en la lucha contra esta clase de tumor. A pesar de las investigaciones, su incidencia continúa en aumento

El cáncer de mama es una enfermedad causada por la proliferación anormal de las células de la glándula mamaria, formando un tumor maligno. A pesar de numerosas investigaciones que se están llevando a cabo mundialmente para controlar esta enfermedad, su incidencia continúa en aumento.

Aunque puede presentarse en hombres y mujeres, es una enfermedad poco frecuente en los hombres. En la Argentina representa la principal causa de muerte por cáncer en mujeres, produciéndose alrededor de 5.600 decesos por año. De acuerdo a las estadísticas del Instituto Nacional del Cáncer, se estima que se producirán más de 19.000 nuevos casos por año, lo cual representa el 16,8% del total de incidencia de cáncer en Argentina.

Como otros tipos de tumores malignos, el cáncer de mama es una enfermedad que no puede ser adjudicada a una única causa en particular, teniendo un carácter multifactorial.

LEA MÁS:

Sin embargo, se reconocen actualmente algunos factores que aumentan el riesgo de padecer cáncer de mama. No obstante, ninguno de ellos implica la certeza de aparición de la enfermedad. Algunos de esos factores no pueden modificarse, pero sobre otros se puede intervenir ya que están relacionados con el estilo de vida, explica el doctor Ernesto Crescenti (MN: 50.776), médico e investigador; que trabaja en la prevención, diagnóstico y tratamiento de pacientes con cáncer y pacientes diagnosticados con enfermedades en las cuales se presenta una alteración del sistema inmunológico.

Dentro de los factores que aumentan la posibilidad de enfermar se incluyen: ser mujer, mayor de 50 años, tener antecedentes personales o familiares de cáncer de mama o de enfermedad benigna de mama, haber recibido radioterapia dirigida a la mama o el pecho particularmente en la juventud, haber recibido o estar recibiendo tratamiento con hormonas combinadas como estrógeno y progesterona.

También puede influir haber tenido la primera menstruación a edad temprana (antes de los 12 años) o la menopausia a edad tardía (después de los 55 años), no haber tenido hijos o haber tenido el primer parto después de los 30 años, padecer de sobrepeso u obesidad, ser sedentaria, ser fumadora y consumir alcohol en exceso.

LEA MÁS:

La prevención es la herramienta fundamental en la lucha contra el cáncer de mama y consiste en medidas tendientes a reducir el número de casos nuevos de la enfermedad o de morir por esta causa. Se recomienda adoptar un estilo de vida saludable: no fumar, reducir el consumo de alcohol, realizar actividad física y controlar el sobrepeso.

Por otro lado, la detección temprana es una forma de prevención esencial ya que los tumores de menos de 1 centímetro tienen hasta el 90% de probabilidades de curación, reduciendo el número de muertes.

Para ello, es indispensable el control médico regular y es de primordial importancia el autoexamen mamario. La mamografía permite detectar el tumor cuando todavía es pequeño y no palpable.

Existen también otros métodos diagnósticos por imágenes, como la ecografía y la resonancia magnética. El médico indicará cual/es y con qué frecuencia deben realizarse de acuerdo a las características individuales de cada paciente.

La prevención del cáncer de mama requiere de un trabajo conjunto entre los pacientes y el sistema de salud, siendo la detección precoz la piedra angular para el control de la enfermedad.

LEA MÁS:

Aparecen en esta nota:

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: 5346756 - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Edición Nro. 15739

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto - Director Comercial: Martín Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados