El Xeneize se impuso por 1 a 0 ante el Lobo platense y dio la vuelta olímpica. 69° título en la historia para el Xeneize, estrella 34 en lo que a torneos locales refiere. Carlos Tévez, emblema y referente, marcó el tanto del triunfo y del campeonato

¡Hay un nuevo campeón del fútbol argentino! Boca venció por 1 a 0 al Gimnasia de Diego Armando Maradona y, tras el empate de River en el Monumental José Fierro de Tucumán, se llevó la Superliga en la última fecha. El gol del triunfo y del título fue del eterno e inexorable Carlos Tévez. 69° título en la historia para el Xeneize, estrella 34 en lo que a torneos locales refiere.

ADEMÁS:

River empató en Tucumán y se le escapó el campeonato en la última fecha

Diego Maradona recibió el amor de la Bombonera y un pico de Carlitos Tevez

Un gol mal anulado a River y los supuestos penales a Fabra y Nacho Fernández

Boca llegaba a este partido sin depender de sí mismo y con la mayor presión, necesitaban salir a ganar o ganar y esperar un resultado en Tucumán para poder salir campeones. Con esa actitud y, principalmente, con mucha confianza, el equipo salió a la Bombonera, a un estadio en éxtasis y algarabía, que mezcló, en la previa, desde la emoción por el regreso de Diego Armando Maradona al verde césped tras 15 años al aliento ensordecedor, que estuvo presente en los 90 minutos y que, sin dudas, jugaron un rol clave en el ánimo de los jugadores en los momentos más duros de un partido con mucho nerviosismo.

Los de Miguel Ángel Russo dominaron desde el minuto uno el encuentro. Durante los 90’ fueron superiores a los dirigidos por Diego Armando Maradona, saliendo a buscar el partido desde el vestuario, manteniendo la posesión, con Campuzano como principal referencia de juego, en el centro del mediocampo, tocando con profundidad, buscando los huecos, presionando arriba en defensa, intentando obligar el error de los defensores del Lobo, y teniendo las jugadas más claras de peligro.

Sin embargo, los de La Plata también tuvieron su partido, con algunas jugadas claras, tapadas por un Esteban Andrada con un enorme presente, y jugando con los nervios del Xeneize, que veía pasar el reloj y necesitaba ese gol que les dé el campeonato, sabiendo, por la radio, por la tele, el celular y el ánimo de los hinchas en la tribuna, el empate en uno de River en Tucumán, resultado que terminó siendo definitivo.

Y llegó él. Carlos Tévez. Referente y emblema, en un nivel como hace mucho no se le veía al jugador. A los 27’ del segundo tiempo, Carlitos marcó, con un derechazo, el gol no solo del triunfo, sino del título, para el delirio de la Bombonera y de todos los hinchas de Boca. Justo cuando, en la otra punta del país, en el Monumental José Fierro, Matías Suárez erraba la más clara para River, ese tanto que le daba el campeonato al Millonario, el eterno enganche, con, quizás, los últimos cartuchos de una carrera repleta de éxitos, le daba una nueva alegría al club de sus amores. Y así terminó todo, y lo que comenzó fue la fiesta, la algarabía y los festejos.

El camino de Boca hasta el título tuvo tanto momentos de excelencia como altibajos. Arrancó la temporada con Gustavo Alfaro y un invicto de seis triunfos y tres empates en los primeros nueve partidos disputados, un comienzo casi arrollador, y que incluyó, entre dichos enfrentamientos, el Superclásico ante, precisamente, el Millonario. Pero luego, empezó a ser más irregular en cuanto al juego y los resultados, con apenas dos triunfos en los siguientes ocho partidos.

Pero en este 2020, luego de la asunción de Miguel Ángel Russo al frente de la dirección técnica, y ya sin ninguna competición obstaculizando el objetivo de alcanzar a River y luchar por el campeonato hasta el final, es que llegamos a este enorme presente del Xeneize, con seis triunfos y un empate. Termina, de esta manera, el campeonato con un invicto que le da el título.

48 son los puntos con los que se consagra el Xeneize, tras 14 triunfos, seis empates y tres derrotas. Un punto por encima de River, a quién superó en esta noche de sábado, que terminó el torneo con 47 puntos producto de 14 victorias, cinco igualdades y cuatro caídas. En total, los de Miguel Ángel Russo marcaron 35 goles y solamente recibieron ocho, siendo la valla menos vencida de toda la Superliga.

Boca sumó su título número 69 en la historia, estrella 34 en lo que a torneos locales refiere. La última vez que el Xeneize se consagró en el plano local fue en la primera edición de la Superliga, en el 2018, hace casi dos años.

Y lo dio vuelta, para dar la vuelta. Boca da la vuelta olímpica, con Riquelme en el palco y Maradona en el banco (aunque sea el del rival). Es que era una final en la Bombonera, y ni Dios se la quería perder. Una definición apasionante, para el infarto. Un título que, sin dudas, por el contexto, por ser en la última fecha y por el rival que estaba en frente, luego de todo lo que ocurrió en los últimos años, con las duras caídas ante River, principalmente en el plano internacional, será recordado por siempre por el pueblo Xeneize. Una estrella más para el escudo, una copa más para el brindis.

VIDEO: Tevez metió el derechazo y, con ayuda de Broun, hizo el gol del campeonato para Boca

Embed

Los detalles del partido:

Embed

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: RL-2018-58849696 - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Edición Nro. 15739

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados