Con un doblete de Francisco Apaolaza y un gol de Manuel Castro, Estudiantes no perdonó a Sarmiento y se impuso por 3-0 en su presentación en Junín.

Tras un pálido empate en cero durante la primera mitad, Estudiantes fue una ráfaga al salir de los vestuarios y tan solo doce minutos del complemento le bastaron para propinarle una goleada a Sarmiento de Junín por 3-0 en el Estadio Eva Perón.

Francisco Apaolaza fue el gran protagonista de la noche, ya que anotó para el Pincha en dos oportunidades, a los 51 y 53, mientras que el uruguayo Manuel Castro marcó el tanto restante a los 57 minutos del encuentro.

Embed

Desde la hora del arranque que el encuentro se presentó disputado en la mitad de la cancha, siendo esta una zona de poca gestación para los volantes encargados de ser enlazar los ataques y un embudo en el que los circuitos tenían poco recorrido, porque las imprecisiones en los pases y los controles reinaban en Junín.

El Pincha se escudó en Juan Sánchez Miño y Jorge Rodríguez para intentar cambiarle la cara al desarrollo del juego, pero los jugadores del visitante no le escapaban a la tendencia del partido y todo seguía en blanco.

Para mencionar una aproximación al objetivo hay que remontarse al minuto 26, cuando el Corcho Rodríguez probó de media distancia un disparo que se fue muy cerquita del caño defendido por Manuel Vicentini.

Tras un periodo inicial con pocas emociones, el complemento se llenó de festejos en una ráfaga de tiempo. Estudiantes fue una ametralladora y en tan solo 12 minutos del segundo tiempo se puso tres a cero arriba. Dejó groggy al Verde, lo mandó rápido a la lona, y lo terminó de noquear sin dejar que se recupere.

El primer golpe fue a los cinco minutos, cuando Francisco Apaolaza cabeceó en medio del tumulto por el segundo palo una pelota que cayó llovida desde el costado derecho. 12 segundos después, el autor del gol se vistió de asistidor y peinó hacia atrás desde la medialuna del área para dejar solo a Manuel Castro, quien con una volea de sobre pique castigó a Vicentini y puso el 2-0.

A los 12, el Corcho Rodríguez dibujó una genialidad y desde la mitad de la cancha - cual Rodrigo de Paul ante Brasil- le puso un pase exacto a Apaolaza, que, encendido y con la confianza latente, definió al fondo de la red en el mano a mano contra el golero del elenco juninense.

El León platense pudo haber marcado un gol más. En cambio, Sarmiento hizo pocos méritos para descontar. Así, con el desconcierto de Sciacqua y sus acompañantes, y la satisfacción de Zielinski y los suyos, Estudiantes goleó y arrancó con el pie derecho la Liga Profesional de Fútbol.

Aparecen en esta nota:

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: En trámite - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Edición Nro. 15739

 

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados