La vecina de 59 años había salido a realizar compras y tras ser rozada por el micro, salió despedida e impactó contra el pavimento, quedando inmóvil. Fue trasladada al Hospital Mi Pueblo, pero murió.

Un trágico accidente se cobró la vida de una mujer de 59 años, vecina de Florencio Varela, quien salió a hacer compras con su bicicleta y fue embestida por un colectivo que le hizo perder la estabilidad, por lo que cayó violentamente contra el asfalto y sufrió un golpe mortal en la cabeza.

La víctima fatal, identificada como Antonia, salió de su casa, como hacía todos los días, y tomó la avenida Senzabello. Cuando llegó a la intersección con la calle Luis Braille, intentó sobrepasar una camioneta que estaba estacionada, sin saber que esa maniobra le costaría la vida.

Cuando estaba por superar el vehículo, pasó un colectivo de la Línea 503 y rozó la rueda trasera de la bicicleta. Como consecuencia, Antonia salió despedida y sufrió un tremendo impacto contra el pavimento. Tal fue el golpe que la mujer quedó inmóvil en el piso.

Peatones, automovilistas y hasta los pasajeros del colectivo intentaron socorrerla, pero no reaccionaba.

En escasos minutos llegó al lugar una ambulancia del SAME Florencio Varela y trasladó a la accidentada hasta el Hospital Mi Pueblo, pero los médicos no pudieron hacer nada para salvarla.

ADEMÁS:

Discutió con su marido y lo mató de un tiro con un arma tumbera

A raíz del hecho, el chofer, perteneciente a la empresa San Juan Bautista, quedó imputado en una causa judicial caratulada como "homicidio culposo". En tanto el colectivo fue secuestrado por la Justicia, quien deberá establecer si el conductor tuvo algún tipo de responsabilidad en el hecho o, por el contrario, es inocente.

El hecho puso en evidencia los riesgos que afrontan quienes utilizan la bicicleta para desplazarse por distintas calles de la región, a raíz no solo del intenso tránsito, sino también de los vehículos estacionados, que determinan que literalmente no haya espacio para que pasen al mismo tiempo un vehículo de gran porte y una bicicleta, o que el ciclista deba literalmente "pegarse" al rodado detenido, con el riesgo de que alguno de sus ocupantes abra una puerta.

También los que emplean la bicicleta enfrentan el peligro de los peatones que cruzan las calles en forma distraída, sin advertirlos, y la presencia de perros que, o se cruzan inesperadamente, o tienen como costumbre perseguir a rodados en movimiento.

Aparecen en esta nota:

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: 58849696 - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Edición Nro. 15739

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados